Los 70 años de un símbolo histórico

historico y simbolico

SANTIAGO. Con una historia propia y relacionada con nuestra identidad de hombres y mujeres incansables en la lucha por lograr nuestros más altos ideales; así es el Monumento a los Héroes de la Restauración. Por donde quiera que lo miremos se impone fuerte y sensible ante nuestros ojos para brindarnos un panorama espectacular, hoy a 70 años de su primer picazo.

Desde su inauguración, el 16 de agosto del año 2007, porque Rafael Leónidas Trujillo nunca lo inauguró debido a que se molestó por un cuadro que ilustra un campesino rompiendo las cadenas, el Monumento a los Héroes de la Restauración forma parte de los atractivos turísticos de esta ciudad.

Desde que fue abierto al público en el 1957 hasta el 2007 no se conoce un dato específico de cuantas personas lo visitaron, pero el gobernador del Monumento, Tony Saint-Hilaire, explica que desde el 2007 a la fecha unas 385 mil personas han entrado y realizado el tours que se ofrece para admirar su belleza.

“La Secretaría de Estado de Cultura impregnó la nueva infraestructura del Monumento a los Héroes de la Restauración, dinamismo cultural e histórico, destacando y difundiendo los más trascendentales hechos y hazañas. Asignando personal calificado para darle servicio a los visitantes desde las nueve de la mañana hasta las seis de tarde, de martes a domingo. Un grupo de guías explican y responden inquietudes sobre el contenido de este museo histórico cultural, que sirve de plataforma al turismo de la ciudad de Santiago”, señala.

Por su silueta característica y por su popularidad entre la gente de todo el país, el Monumento de Santiago se ha convertido en el principal símbolo de la ciudad de Santiago de los Caballeros.

Es una de las obras más resistentes y bellas de todo el país, se podría decir que es una de las fuentes que atrae más turistas de todo el mundo y del territorio nacional a Santiago.

En este trabajo vamos a dar un viaje por su entorno y recomerdarle visitarlo, porque es una joya que no necesita presentación, solo que lo acarices con tu presencia y descubras sus bellezas.