LOS BUENOS DIAS
¿Cómo se explica?

RAFAEL MOLINA MORILLO
¿Cómo se explica que el nombrado Sam Goodson, implicado en un fraude de más de 1,800 millones de pesos en perjuicio del Estado, se haya escapado mansamente a través de la frontera con Haití, burlando así a la justicia dominicana?

Desde el instante mismo en que el juez de la instrucción dictaminó que había rezones suficientes para enjuiciar a Goodson junto a los demás acusados de engañar a la nación, debió ponersele una vigilancia especial para evitar su huída. Eso era elemental, mas a ninguna autoridad se le ocurrió hacerlo.

Ahora se habla de pedir su extradición. Pamplinas. Ya verán ustedes, amables lectores, como Sam Goodson pasará al olvido, junto a tantos otros que andan por ahí, aquí y en el extranjero, gozando de sus millones extraídos de los bolsillos del pueblo.

“Cosas veredes, Sancho, que harán fablar las piedras”, le dijo el Quijote a su escudero. Y no se equivocaba.

r.molina@verizon.net.do