Los senadores terminarían hoy su largo asueto

http://hoy.com.do/image/article/338/460x390/0/7532222B-89F7-4E82-AA31-A5EAC8478536.jpeg

El Senado reanudaría hoy sus actividades legislativas luego  que sus miembros se tomaran un asueto de 17 días para liberarse de las tensiones que les dejó el juicio político  seguido a los nueve miembros de la Cámara de Cuentas, de los cuales ocho renunciaron y uno fue destituido.

Aunque por sensatez y prudencia se tiene entendido que la continuación de los trabajos de esta primera legislatura ordinaria del año se produciría hoy,  todavía anoche el presidente del hemiciclo, doctor Reinaldo Pared Pérez,  no había convocado a sesionar, por lo que las vacaciones podrían prolongarse.

En todo caso, pese a que el juicio político fue realmente intenso, el proceso apenas duró tres días, por lo que  para muchos parecería un exceso que los 32 miembros de la Cámara Alta sigan sin trabajar.

Mientras los senadores continúan su descanso, numerosas iniciativas siguen bajo estudio en las comisiones de trabajo y por conocer, pendientes de su sometiendo urgente, por parte del Poder Ejecutivo, el proyecto de Presupuesto Complementario y las ternas para elegir a los nuevos miembros de la Cámara de Cuentas, acéfala desde el viernes 4 de este mes.

Otros asuntos de trascendencia son el proyecto que establece un régimen legal para las micro, pequeñas y medianas empresas, que se cayó en el Senado al no ser acogidas por los senadores las enmiendas  introducidas  por la Cámara de Diputados.

También se encuentran pendientes de conocimiento en ambas cámaras legislativas la observación del presidente Leonel Fernández a la Ley de Educación, así como los proyectos de Código Civil, Penal y Procesal Penal.

Entretanto, la presente primera legislatura ordinaria del año, prorrogada por 60 días, concluye este sábado 26 de los corrientes.

La conclusión de los trabajos, a menos que el presidente Fernández convoque a una legislatura extraordinaria,  podría ser la excusa favorita  para que los miembros del Senado continúen el asueto hasta el 16 de agosto.

La justificación más socorrida cuando se producen situaciones de este tipo, es que las comisiones de trabajo siguen reuniéndose y realizando los trabajos correspondientes.

Sin embargo, esta vez ese argumento no podrá esgrimirse como excusa, ya que los senadores han brillado por su ausencia también en esas reuniones.