“Maléfica”, una malvada no tan mala con la fuerza de Angelina Jolie

World Premiere Of Disney's "Maleficent" - Arrivals

Madrid. La malvada por excelencia del cine infantil se convierte en “Maléfica”, una hada traicionada y que actúa movida por el dolor, muy alejada de la rencorosa bruja de “La bella durmiente”, uno de los cuentos más adaptados al cine y que ahora llega con una impresionante Angelina Jolie como protagonista.

Desde que Disney adaptó a la animación, en 1959, ese cuento de Charles Perrault, son muchas las versiones cinematográficas que se han hecho de una historia que se ha mantenido inalterable hasta hoy, cuando “Maléfica” de Angelina Jolie lo reinterpreta en una clave más humana y moderna y desde otro punto de vista.

Una película que llega hoy a las salas de todo el mundo y que sorprende, algo que parecía imposible tras la avalancha de nuevas adaptaciones de cuentos clásicos de los últimos años. “Caperucita Roja”, “Blancanieves” -por partida doble-, “Hansel y Gretel” o “Alicia en el país de las maravillas” inundaron las pantallas de los cines con mayor o menos fortuna.

Con “Maléfica”, Disney demuestra ahora que el filón de los cuentos infantiles aún no se ha agotado y lo hace planteando una versión muy diferente de “La bella durmiente” y, sobre todo, de la relación de la bruja con la dulce Aurora.

Maléfica es una niña hada, inocente, feliz y optimista, hasta que conoce a un niño humano que le rompe el corazón y que se convertirá en el rey del territorio vecino, gracias a traicionarla para demostrar su lealtad al monarca anterior.

Razones que justifican la actitud vengativa de Maléfica, que se convierte en una bruja malvada más parecida al personaje original del cuento de Perrault. Pero su relación con la sonriente y bondadosa Aurora -a la que interpreta de pequeña Viviene, hija de Jolie y de Brad Pitt, y de adolescente, Elle Fanning- da otro giro a la historia.