Malespín incoa demanda contra Autozama

La empresa  dominicana Malespín Constructora demandó judicialmente a la firma automotriz Autozama y a su suplidora estadounidense Daimler  Trucks  North América, LLC (DTNA) por   la venta de doce camiones-volteos con una capacidad de carga menor a la ofertada.

 Malespín demandó por ante la Cámara Civil y Comercial del Juzgado de Primera Instancia del Distrito Nacional  la nulidad del contrato de venta y reclama  indemnización por daños y perjuicios.

  Una copia de la instancia judicial entregada a la prensa establece  que  Autozama le vendió  a Malespín doce camiones de la marca Freightliner, año 2008, por US$1,902,000.00, a razón de US$162,067.93 cada unidad, totalmente pagadas a la fecha, con la especificación de que contaban con una caja de volteo con capacidad para transportar 18 metros cúbicos  de materiales de construcción.

 Sin embargo,  expone, que se ha comprobado que los camiones en realidad fueron construidos para soportar una carga mucho menor.    

  Señala que en menos de dos años de adquiridos, los vehículos empezaron a presentar diversas averías que motivaron que esa constructora reclamara a Autozama una explicación técnica de los problemas reportados y los resolviera, pero que sólo recibió una respuesta temporal de la firma automotriz.

   Explica que ante las constantes averías de los camiones, el 12 de mayo de 2011 Autozama envió a técnicos a realizar los chequeos  para determinar las causas de los desperfectos mecánicos.

Los técnicos reportaron que la causa de los desperfectos mecánicos era que los camiones tenían una capacidad limitada para resistir el peso de una carga de alrededor de 14.7 metros cúbicos, promedio, de materiales de construcción, “el mismo que Autozama estableció en su oferta y en el contrato que tenía capacidad para 18mts3”, señala el documento que sustenta la demanda judicial. 

    Expresa  que por esa razón los camiones  presentaban rajaduras en la parte inferior del cajón y roturas de la punta del eje del diferencial, fruto del sobrepeso, al cargarlos con la misma cantidad de materiales que especificó Autozama en sus cotizaciones dirigidas a Malespín..