Manuel Jiménez: Una gestión municipal alternativa

Manuel Jiménez: Una gestión municipal alternativa

Fernando Morillo

Por: Fernando Morillo

La gestión municipal de Manuel Jiménez es la más progresista y la que más está respondiendo al reclamo de cambio que la sociedad dominicana exigió y conquistó en las elecciones pasadas.

Por esta razón es la que más dificultades ha encontrado para desarrollarse. Quien decide materializar el cambio en nuestra cultura política abre una guerra contra los más grandes y nefastos intereses.

Como toda gestión, la de Jiménez debe y puede dimensionarse en sus ejecutorias concretas, porque a los políticos no se les evalúa por su discurso ni por los debates en los medios de comunicación, sino por sus hechos, por sus prácticas en el ejercicio del poder.

Veamos.

Transparencia y apego a la ley

Ni los más acérrimos adversarios de Manuel Jiménez (vinculados con el robo sistemático del erario y el uso de la política para hacer negocios) cuestionan la integridad de sus actos ni su apego a los principios de la transparencia y el cumplimiento de la ley.

En vez de aliarse o constituir mafias económicas para desfalcar el Ayuntamiento, como ocurría en el pasado, el alcalde se ha enfrentado a estos sectores que tenían secuestrados los servicios básicos a través de contratos leoninos.

Jiménez se dedica a transmitir en vivo los procesos de licitación; solicitar auditorías a la Cámara de Cuentas; a llevar a los tribunales cualquier tipo de conflicto (ganando más del 90% de los casos); y a dar cumplimiento estricto a los mandatos de la ley y la Justicia.

La batalla para derrotar al desorden y a sus amigos ha sido dura, con ataques por todos los frentes. Pero la victoria está más cerca que nunca.

Fortalecimiento y ampliación del servicio público

Algunos genios del mal que estaban vinculados a los negocios del Ayuntamiento han hablado sobre las supuestas bajas capacidades administrativas de la gestión de Manuel Jiménez. Sin embargo, esos mismos genios y sus amigos privatizaron en beneficio propio el servicio de recaudo de arbitrios. Reportaban RD$11 millones de ingresos mensuales hasta 2020.

En menos de un año el equipo de Jiménez desmontó el contrato irregular con la empresa contratista y duplicó las recaudaciones después de recuperar la gestión propia.

A la fecha, cuando se compara con el desempeño de 2019, la diferencia es enorme, pasando de poco más de 10 millones a más de 40 millones mensuales al cierre del 2022.

Gestión de residuos

Lo mismo ha pasado con la recogida de desechos. En la circunscripción 2 del municipio ahora mismo el servicio lo ofrecen camiones propios del Ayuntamiento, en constante mejora. Estos camiones fueron comprados con recursos propios, sin préstamos y sin amarres con mafia alguna. El ahorro es extraordinario para el Ayuntamiento y para la ciudad. En esa zona el siguiente punto de avance solo depende de fortalecer la fiscalización y la educación ciudadana.

Pronto, antes de que acabe el año o en los primeros días de enero, en la circunscripción 1 (Villa Duarte, Isabelita, Los Tres Ojos, Alma Rosa, Ensanche Ozama, Italia, Villa Faro..) terminará el contrato de servicios con la empresa Dancot (amarrado legalmente por la gestión anterior). Y entrarán a servicio 24 camiones compactadores y 5 palas mecánicas, propios, adquiridos por la gestión de Manuel Jiménez sin tomar un peso prestado, porque cuando el dinero público no se roba, rinde. Será una flotilla de vehículos de alta capacidad, nuevos, del año 2023.
Una vez comiencen a operar allí también un problema histórico tendrá una solución seria y pública, sin privatización.

En la circunscripción 3, la más grande y compleja, la crisis fue superada, con un contrato transitorio de dos años con una empresa responsable y capaz. Pero el plan es comprar el próximo año toda la flotilla para que esa circunscripción también sea gerenciada por la alcaldía.

Manuel Jiménez es el único funcionario electo que está haciendo frente a la tercerización para apostar por la construcción de buena gerencia pública.

Este avance en el fortalecimiento del poder público municipal para dar los servicios que exige y merece el pueblo se evidencia en todas las áreas.

Herramientas

En 2020 el cabildo tenía cerca de 25 vehículos funcionando para atender al municipio más grande del país. La gestión de Jiménez ha comprado 125 vehículos nuevos de fábrica, con recursos propios, para mejorar la poda, la fiscalización inmobiliaria, el aseo, la limpieza de contenes, el barrido de las avenidas y calles principales, el transporte del personal, la defensa del medio ambiente, y un largo etcétera. En total la flotilla actual, incluidos vehículos reparados, es de unas 264 unidades, más los que están pendientes de llegar al país en las próximas semanas.

Personal

Además, es importante destacar que el Ayuntamiento de Santo Domingo Este aumentó el salario a la mayoría de sus obreros. En algunos casos al personal de servicio se le aplicó más de un 100% de aumento salarial.

Manuel Jiménez: Una gestión municipal alternativa
Manuel Jiménez: Una gestión municipal alternativa

El alcalde Manuel Jiménez puso fin a la vieja y generalizada práctica de contratar como servicios prestados a cientos de obreros para el trabajo más difícil de la ciudad. Estos obreros tenían hasta 10 años trabajando sin seguro, sin seguridad social, sin vacaciones, sin doble sueldo.
En Santo Domingo Este no hay un solo obrero en esa degradante condición. Todos fueron formalizados.

Inclusión, participación e identidad

En el turbulento camino de la actual gestión municipal de Santo Domingo Este se pueden encontrar hechos y datos concretos que confirman la amplia participación de las mujeres y jóvenes en la dirección de la ciudad. No existe otro líder político en el poder municipal que haya promovido con sus acciones y discursos la defensa de los derechos de las mujeres como Manuel Jiménez.

El 25 de noviembre del 2021 el alcalde estaba en la calle caminando y tomando acciones administrativas por la defensa de la dignidad de todas las mujeres. Lo mismo hizo en 2022. Junto al Ministerio de la Mujer, dio inició a la campaña contra la violencia con la iniciativa del Banco Rojo, y se prepara para honrar a las grandes mujeres de la historia nacional en lugares icónicos de la ciudad.

A esto se agrega una alianza sólida e histórica con las juntas de vecinos, cuyo sistema fue despojado de toda práctica politiquera y electoral, pasando de unas 320 juntas registradas (la mayoría vencidas y secuestradas por dirigentes políticos), a más de 1,100 conformadas en elecciones abiertas y democráticas, sin escándalos ni conflictos.

Este tejido garantiza la participación ciudadana directa en el desarrollo de proyectos.

En lo adelante, el alcalde en adelante quizás no pueda desarrollar todas las iniciativas fundamentales de su programa (la pandemia del covid 19 afectó todo), pero ninguna, ha dicho, se ejecutará sin incluir en categoría de protagonista a las juntas de vecinos.

Identidad duartiana

Otro elemento que es indispensable para conformar una comunidad y cohesionarla es su identidad.

Desde que llegó al palacio municipal el equipo de Manuel Jiménez se ha dedicado a promover con los hechos y con obras los mejores valores de la dominicanidad y los componentes que hacen a Santo Domingo Este un lugar único. A esta hora no hay un solo lugar emblemático que no esté rescatado y en pleno uso: la Plaza Juan Pablo Duarte, el monumento a la Caña, las plazas Mella y Francisco del Rosario Sánchez, el entorno inmediato del Faro a Colón… (el faro es administrado por el Ministerio de Cultura.

La gestión del alcalde ejecutó la ordenanza que asigna el nombre del Presidente Caamaño al popular sector de Los Tres Brazos. Allí levantó una plaza al héroe de Abril. También construyó una plaza y un parque con el nombre de la gran Hilda Gatreux.

Puedes leer: Gobierno presenta Iniciativa Paridad de Género en RD

Además, en el Congreso Nacional está depositado el proyecto de ley que le asigna al municipio el nombre de La Trinitaria, en honor a la agrupación política liderada por Juan Pablo Duarte y sus amigos.

Todo esto a la par con el inicio de una amplia agenda de animación cultural y ciudadana (la pandemia afectó el ritmo de estas acciones, pero no las detuvo). Pronto Santo Domingo Este tendrá una escuela de Bellas Artes, bandas de música infantiles, un espacio para el disfrute de lo mejor de nuestra música al lado del río Ozama (el bar de Chencha).

Al lado de la base aérea de San Isidro ya se levanta el nuevo parque ecológico “El Pasivo”, donde antes había una mina de caliche y piedra caliza.

En todas las áreas, Manuel Jiménez trabaja y hace la diferencia.

Defensa de lo público

Al entender y promover la ciudad como un espacio para que toda persona pueda ser feliz, el alcalde Manuel Jiménez ejecuta una gestión enfocada en defensa de lo público, en el ejercicio de la política como un servicio, no como un negocio.

Es lo que se confirma viendo el rescate de las plazas, la intervención de los parques, la eliminación de miles de vallas ilegales, la recuperación de las aceras que habían sido tomadas por negocios de lavado de vehículos, el desmonte de los contratos de privatización mafiosa, la lucha contra la violencia de género, la alianza con las juntas de vecinos y la confrontación de los intereses que ven en el Estado un botín y no un gran instrumento para la defensa de la dignidad humana.

La política como negocio es la más nefasta y arraigada tradición de República Dominicana. Pero para enfrentarla y superarla se requiere de una fuerza extraordinaria y, en muchas ocasiones, caminos de soledad.

Un ejemplo

Quienes aspiramos a hacer política de bien común debemos y podemos ver en Santo Domingo Este un ejemplo a analizar, valorar y respaldar. Darle seguimiento por los medios y las redes no basta.

Manuel Jiménez es un ejemplo de que el progresismo puede ser mayoritario, vencedor y efectivo. Vale la pena observarlo y darle seguimiento, lejos del ruido y de cualquier prejuicio.

Publicaciones Relacionadas

Más leídas