Maradona sin dolor está
estable en clínica

http://hoy.com.do/image/article/302/460x390/0/E4593417-233D-4BC4-8DAB-E65106E8B980.jpeg

BUENOS AIRES. (AFP) – El legendario ex futbolista argentino Diego Maradona está clínicamente estable y ya no sufre el dolor abdominal agudo que motivó su internación el viernes, pero seguirá hospitalizado en observación, indicó este sábado un parte médico del sanatorio que lo aloja.

“Transcurridas las primeras 24 horas de su internación, el señor Diego Maradona no presenta los síntomas que motivaron la misma”, señaló el parte médico, que será el único que emitirá la clínica privada durante el fin de semana.

Maradona, de 46 años, sufrió el viernes una recaída por lo que tuvo que ser hospitalizado con fuerte dolor abdominal pero fuera de peligro, a dos días de ser dado de alta de una hepatitis tóxica por exceso de alcohol.

Sin indicar diagnóstico preciso, el comunicado indicó que “existen alteraciones de algunos parámetros de laboratorio que hacen conveniente la continuidad de la internación de Maradona para controlar y monitorear su evolución”.

El sanatorio informó que para atender al ex futbolista conformó “un equipo multidisciplinario con profesionales del área de clínica médica, de psiquiatría, de hepatología y cirugía de la obesidad para definir las conductas futuras”, según el sintético comunicado.

El ex capitán de la selección argentina quedó internado en una habitación común del sanatorio privado ‘De Los Arcos’ del barrio porteño de Palermo, luego de haber sido hospitalizado de urgencia antes del amanecer del viernes en el Hospital comunal Teresa de Calcuta, en Ezeiza, a 30 km al sur de Buenos Aires.

Maradona está acompañado por su novia, la joven Verónica Ojeda, y recibió la visita de sus hijas, Dalma y Gianina; su ex esposa, Claudia Villafañe, y la de sus padres.

El astro había estado hasta el miércoles internado durante 13 días en una sala común de otro sanatorio de Buenos Aires por excesos de alcohol, tabaco y en las comidas que le provocaron una descompensación y una hepatitis tóxica aguda.

Al darle el alta, los médicos destacaron la rápida y sorprendente recuperación de Maradona de su cuadro hepático, pero indicaron seguir con una internación domiciliaria estricta.

Tras la externación, el ex futbolista había anunciado que estaría el domingo en su palco del estadio La Bombonera para alentar a su querido Boca Juniors que recibe a River Plate, en el superclásico del fútbol argentino, uno de los espectáculos deportivos más atractivos del mundo.

La salud le volvió a jugar una mala pasada y deberá resignarse con ver el partido por televisión y desde su cama de hospital.

Pero es la salud psíquica del astro la que más preocupa a médicos y familiares.

“Habría que ahondar en los aspectos de su personalidad adictiva y compulsiva” de Maradona, dijo el jueves su médico personal Alfredo Cahe, quien pronosticó que el ex futbolista necesitará tratarse “toda la vida”.

Las conductas adictivas en la intimidad comenzaron a manifestarse en el apogeo de su carrera, en los años 80, cuando era considerado el mejor jugador del mundo, pero pasaron al ámbito público con casos de dopaje, como en el Mundial de Estados Unidos-1994, un golpe al capitán y líder que derivó en la eliminación temprana de la selección argentina.

El ex jugador de Nápoli de Italia y FC Barcelona de España había estado al borde de la muerte en 2004 por un severo cuadro cardiovascular y respiratorio por consumo de drogas peligrosas, entre otros desórdenes.

Luego superó las crisis, se sometió a una operación y adelgazó unos 50 kilos para convertirse en exitoso animador de televisión que convocó a estrellas como el ex futbolista Pelé y el ex campeón mundial de boxeo Mike Tyson, además de volver a jugar en una variante del fútbol sala con glorias del deporte.

Pero, en los últimos meses, Maradona volvió a cometer excesos de alcohol, habanos y comidas hasta sufrir una descompensación el 28 de marzo pasado.