Marianela Sánchez en un concierto para recordar

Ante un público numeroso y entusiasta, la soprano Marianela Sánchez presentó el concierto homenaje a los tenores de mundo. Escuchar las arias operáticas que han hecho famosas a través de los años los grandes tenores del mundo desde Caruso, Gigli, Kraus, hasta nuestros días con Pavarotti, Domingo y Carreras, y tantos otros, en voz de soprano, -aunque existen precedentes-, más que una osadía  ha significado un verdadero reto para la artista.  Marianela asume con igual desempeño los distintos roles y se convierte en Lionel, el Conde Derby al cantar “Mi appari”, de la ópera Marta de Friedrich von Flotow.

En Alfredo Germón de La Traviata de Verdi, interpretando “Dei miei ballerli spiritu”. Es Mario Cavaradossi en la célebre aria “E lucevan le stelle”, de la Tosca de Puccini. Al trasladar las partituras escritas para voz de tenor, Marianela muestra una perfecta afinación y fraseo, sobresaliendo con notas para su tesitura de soprano “coloratura”. La joven y prometedora artista Ninoska Méndez, de 20 años, fue la  pianista acompañante.