Más de 268 mil dominicanos cayeron en la pobreza en 2020 por el COVID-19

Más de 268 mil dominicanos cayeron en la pobreza en 2020 por el COVID-19

Los datos fueron presentados en rueda de prensa. (Fuente externa).

La pobreza en la República Dominicana aumentó en el año 2020, esto, debido a los efectos que provocó el coronavirus; siendo las mujeres las más afectadas por la crisis que trajo la pandemia.

Así lo registra el Boletín de Estadísticas Oficiales de la Pobreza Monetaria 2020, en el que se observó el aumento de las tasas de pobreza por efecto de la crisis mundial provocada por la COVID-19. La tasa de pobreza monetaria general pasó de 21.0% en 2019 a 23.4% en 2020. Esto implica, en términos absolutos, que 268,515 dominicanos cayeron en la pobreza general, según los datos estadísticos que fueron presentados este lunes en rueda de prensa por el ministro de Economía, Planificación y Desarrollo, Miguel Ceara Hatton y las directoras de la Oficina Nacional de Estadística, Miosotis Rivas Peña, y de Análisis de Pobreza Desigualdad y Cultura Democrática, Rosa Cañete Alonso.

La investigación especifica que en 2020, el 24.6% de las mujeres vivían con ingresos por debajo de la línea de pobreza general frente al 22% de los hombres. Las mujeres perdieron el 7.5% de sus empleos y los hombres el 4.9%. Dentro del empleo informal las mujeres tuvieron una reducción relativa de más del doble que los hombres.

El boletín indica que el índice de feminidad de la pobreza ha seguido aumentando durante la crisis, llegando a 118 mujeres en situación de pobreza por cada 100 hombres pobres.

Según la publicación, la crisis del COVID -19 ha aumentado las tasas de pobreza a nivel global y nacional, pero el desarrollo de los programas de mitigación y su extensión hasta el mes de abril han mitigado la caída de los ingresos a través de transferencias monetarias directas a los hogares más vulnerables y han logrado evitar que 594,745 personas cayeran bajo la línea de la pobreza monetaria general durante 2020.

Expresa el estudio que junto a la caída del empleo femenino se produjo un aumento de las mujeres que no buscan empleo, es decir, de la inactividad laboral. Especifica que el 51% de los puestos de trabajo perdidos y el 58% de los nuevos inactivos fueron mujeres.

Prácticamente, se indica en la publicación, de cada 10 personas en edad de trabajar que se encuentran inactivas, siete son mujeres. Esta desproporción se entiende mejor cuando se desglosan los motivos de la inactividad y lo que ha significado para las mujeres el aumento de las tareas del cuidado durante la crisis del Covid-19 y el necesario cierre de las escuelas.

De acuerdo con la investigación, en los hombres la razón principal para no buscar empleo fueron los estudios (33%). Sin embargo, la razón principal de las mujeres para no buscar trabajo remunerado fue el trabajo no remunerado por responsabilidades familiares o los quehaceres del hogar (40 %). El boletín especifica que el cuidado de la familia del hogar es uno de los motivos menos presente en los hombres, con apenas un 1.2%

La fuente de la información es el Comité Técnico Interinstitucional de Pobreza con base a la Encuesta a la Encuesta Nacional Continua de Fuerza de Trabajo (ENCFT) 2016-2020 del Banco Central, de acuerdo a cifras preliminares.

El Comité Técnico Interinstitucional de Medición de la Pobreza (CTP) es coordinado por la Oficina Nacional de Estadísticas (ONE) y tiene al Ministerio de Economía, Planificación y Desarrollo como punto de contacto a nivel nacional e internacional.

Publicaciones Relacionadas

Más leídas