Matan 13 y hieren 82

BAGDAD (AP).- Dos dinamiteros suicidas detonaron el domingo automóviles frente a un cuartel policial en una zona residencial de Bagdad, en atentados que dejaron al menos 13 muertos y 82 heridos, informó la policía.

El primer atacante eludió un retén policial que protegía el cuartel e hizo estallar su vehículo justo frente al inmueble de dos pisos, informaron las autoridades. Un momento después, un segundo coche-bomba se acercó a los muros de concreto del retén y explotó, añadió la policía.  Los cuarteles policiales iraquíes suelen ser blancos de atentados por parte de los insurgentes, que consideran a los agentes traidores al país, por colaborar con el gobierno y con las fuerzas de la coalición encabezada por Estados Unidos.

Las explosiones ocurrieron aproximadamente a las 10.00 en Baiyaa, una zona habitada por sunitas y chiítas en el poniente de Bagdad, dijo un agente policial a condición de permanecer en el anonimato porque no tenía autorización de hablar con la prensa.

La fuente añadió que 13 personas murieron —cinco policías y ocho civiles— mientras que 82 resultaron lesionadas —46 policías y 36 civiles—.  Pero el número de víctimas podría aumentar, pues las cuadrillas de rescate buscaban todavía a más personas que estarían atrapadas bajo los escombros en el lugar, desde donde una columna de humo negro se elevaba.