Matan hacendado en Puerto Plata; el móvil podría ser robo

22_09_2016 HOY_JUEVES_220916_ El País7 E

Montellano, Puerto Plata.-Desconocidos asesinaron de varios machetazos a un hacendado de la comunidad de Camú, de este municipio, quien resultó con la cabeza y el brazo izquierdo cercenado por quienes cometieron este horrendo hecho delictivo en las primeras horas de ayer miércoles.

La víctima es Lorenzo Sosa (Buchucha), de 75 años, quien formaba parte de un conjunto típico de su propiedad, ya que era amante del arte popular campesino.

Sosa fue atacado a machetazos a eso de las 7:30 de la mañana cuando se dirigía, como era habitual, a una finca de su propiedad ubicada en el paraje La Grúa, según dijeron parientes cercanos que conversaron con los periodistas en torno al lamentable caso.

El alcalde de la comunidad de Camú, Leopoldo Jiménez, declaró a los investigadores de la Dirección Regional Norte de la Policía, los cuales iniciaron las pesquisas de este caso, que el hacendado llegó a forcejear “cuerpo a cuerpo” con quienes le segaron la vida, ya que en el lugar donde ocurrió el crimen se encontró una gran cantidad de dinero desparramado por el suelo. Se cree que los asesinos pudieron haber querido apoderarse del dinero.

Jiménez sostuvo que varios jóvenes que se desplazaban hacia la escuela pública de Camú llegaron a preguntarle la hora a Sosa, contestando este de inmediato, “las 7:00 de la mañana mis hijos”.

Luego el hacendado procedió a seguir su camino pero unos minutos después se dio la noticia que había sido asesinado por varios desconocidos de varios machetazos para robarle.

La esposa del malogrado hombre del campo, Sila Jiménez, lamentó que su compañero de hogar “muriera de esta manera, porque este era un hombre bondadoso que solamente conocía de hacer cualquier favor a los más necesitados de nuestra comunidad”.

Dijo que algunas personas observaron a varios elementos sospechosos desplazarse por Camú y es posible que sean los responsables de asesinar a su esposo quien estaba acostumbrado a caminar bien temprano en la mañana hacia su finca para atender a sus animales. Siempre cargaba una indeterminada cantidad de dinero en efectivo.