Menores afirman “vanidad” les llevó a cometer crímenes

NAJAYO. SAN CRISTÓBAL. Un joven de apenas 17 años de edad transcribe las páginas de un folleto sobre educación sexual a una computadora. La mecanografía se ha convertido en una pasión a la que dedica hasta tres horas al día mientras aprende sobre diversos temas.

“José” cumple una condena de cinco años en la cárcel Najayo Menores de San Cristóbal, por quitarle la vida a un hombre durante una riña ocurrida en el sector Los Mina en el  2010.

“Yo estoy aquí por las vanidades y que uno quiere estar bonito en la calle”, confiesa sin tapujos, mientras sus dedos aprietan torpemente las teclas, y sus ojos buscan muy de cerca las letras que casi se han borrado del viejo teclado que tiene en frente.