Miami Beach saca a relucir su orgullo gay con los colores del arco iris

5

Miami. La ciudad de Miami Beach, en el sur de Florida (EE.UU.), acoge con orgullo los colores del arco iris en una nueva edición del festival gay Winter Party, que hoy celebra su fiesta central frente a la icónica Ocean Drive.

A lo largo de seis días, unas 10.000 personas se darán cita en este evento que sirve al mismo tiempo para recabar fondos para la comunidad LGBT (lesbianas, gais, bisexuales y transgéneros) locales, y que ha programado hasta el próximo martes diversas actividades.

Tony Uceda, portavoz del Grupo de Trabajo Nacional LGBTQ, organizadores del festival, señaló a Efe que este evento sirve para unir a los miembros de este colectivo, que desde diversas partes del país se suman a la fiesta atraídos por el espíritu “amigable” con que los arropa esta ciudad costera del sur de Florida.

“Conoces a muchas personas y aquí se deja constancia de que somos una comunidad unida”, declaró a Efe Mauricio Hernández, un joven médico hondureño asistente a la Winter Party y que vive desde hace dos años en el sur de Florida.

El festival tiene como mascarón de proa dos fiestas vespertinas y multitudinarias, una celebrada el sábado en la piscina del hotel Deauville Beach Resort, y la otra iniciada esta tarde en el Parque Lummus, frente a Ocean Drive, en el corazón de South Beach.

El mexicano Juan Carlos Duque confesó a Efe que desde hace tres años viaja desde Tampa, al oeste del estado, hasta Miami Beach, porque “es una de las mejores fiestas que se organizan en Estados Unidos”.

La edición de este año es la primera que se desarrolla bajo la Presidencia de Donald Trump y muchos asistentes no desaprovecharon el contexto para portar gorras y camisetas con mensajes dirigidos al mandatario.