Milagros Cabral, la capitana, dice adiós al voleibol

Tras haber jugado por más de 16 años en la Selección Nacional de Voleibol, Milagros Cabral mira la vida con optimismo y asegura que si volviera a nacer, escogería de nuevo la disciplina de voleibol.

“El voleibol es mi vida, es mi pasión es mi todo”, afirmó la nativa de Cristo Rey al ser entrevistada en el “Diálogo con los Deportistas” que produce Franklin Mirabal para el HOY bajo la conducción de Gustavo Rodríguez y quien suscribe.

Explicó que Dios le dio la oportunidad de retirarse en unas Olimpiadas, algo que pocos atletas han logrado aprovechar.

“Hace dos años atrás comencé a planificar mi retiro, viene un grupo de jovencitas con mucho talento y hay que abrirle paso”, apuntó Cabral.

389 juegos internacionales. Cabral explicó que no cree que jugó 389 partidos internacionales con la Selección Nacional, incluyendo dos Juegos Olímpicos y cuarto Campeonatos Mundiales. Recordó que ha vivido más de 15 años de manera muy intensa en el voleibol donde ha conseguido muchos amigos y amigas, incluyendo de varios países.

La nueva camada. Afirmó que ha podido ver los talentos que vienen subiendo en las categorías infantiles y juveniles.

“Esas muchachitas darán mucha agua que beber al Continente”, subrayó Milagros.

Sexto en el mundo. Indicó que haber alcanzado el lugar número seis en los Juegos Olímpicos es algo muy grande para el país y el deber ahora es mantener ese lugar.

 “Ya estamos en la élite, no podemos dejarnos caer”, comentó.

Países reforzó. Recordó que por más de 12 años estuvo reforzando en las ligas de Italia, Japón,  Rusia, Corea, España y Puerto Rico.

“Conocí muchas amigas y gente ligada al voleibol mundial y eso me ayudó a crecer como jugadora y saber los pasos a dar en cada momento”, recalcó.

Exclamó que uno de los aspectos más importantes para ella era cuando ponía en alto el nombre de la República Dominicana en playas extranjeras. “Eso no tiene precio”, subrayó.

Su familia.  La ex-capitana de la selección de voleibol aseguró que el apoyo que le brindaron los miembros de su familia y su esposo, no tuvo punto de comparación.

“Cuando comencé a ir al Centro Olímpico en la categoría infantil, mi mamá me enviaba la comida a las 12, mi arroz y habichuela”, dijo sonriente Milagros.

Viajará a España. Indicó que está en el proceso de preparar papeles para ir a estudiar Administración Deportiva en la Universidad de Gijón. “Quiero prepararme, ya que los planes que hay es que sea gerente en los próximos años de las Selecciones Nacionales”, apuntó.

Estudia oratoria. Dijo que ahora que tiene tiempo comenzó a estudiar oratoria e inglés.

Quiere tener dos hijos.  La ex-voleibolista enfatizó que tiene en planes tener dos hijos con su esposo, José Acosta, a quien calificó como un gran compañero, amigo y solidario.

“Son cosas que vengo acariciando y ya tendré tiempo, me gustaría salir embarazada el año que viene”, dijo con brillos en sus ojos y en sus labios.

La destacada jugadora fue entrevistada ayer en el Diálogo con los Deportistas del Periódico Hoy, donde narró su inicio en el voleibol,  su carrera en la selección nacional y    como refuerzo.

Ser electa como “Héroe FIVB”  fue algo muy grande

Milagros Cabral ha sentido grandes satisfacciones en la cancha ganando torneos NORCECA, Juegos Panamericanos y grandes partidos en Mundiales.

Sin embargo, la elección en noviembre pasado como “Héroe de Voleibol” , hecha por la Federación Internacional de Voleibol, ha sido uno de los momentos cumbres de su carrera.

“Cuando recibí la llamada de que sería una de las figuras ídolos de la FIVB para el programa Héroe, no lo quise creer”, dijo la ex-capitana de la Selección Nacional.

Dijo que eso contempla para ella una gran responsabilidad, ya que tiene me medir muy bien sus pasos, dentro y fuera de la cancha. “Estoy segur3o que muchas niñas y jóvencitas quisieran llegar a obtener una distinción así y por eso debo de cuidarme”, sostuvo Milagros Cabral al ser entrevistada en el “Diálogo con los Deportistas”, que produce Franklin Mirabal para el diario HOY, bajo la coordinación de Gustavo Rodríguez y quien suscribe.

Milagros afirmó que tiene muchos planes que concretar, pero que lo dirá en su justo momento.

Afirmó que el voleibol se lo dio todo y está muy agradecida de la vida.

“No sabía que la gente de mi país me quería tanto, así lo he sentido tan pronto llegamos de Londres, de los Juegos Olímpicos”, expuso la esbelta ex-voleibolista al hablar para HOY.

La Federación Internacional de Voleibol (FIVB) desarrolla una campaña, titulada “Héroes”, para resaltar los valores personales y deportivos de sus atletas, en ambas ramas, en todo el mundo. Del país, la FIVB escogió en noviembre pasado a la figura de la capitana de la Selección de Voleibol, Milagros Cabral. En varios países de diferentes Continentes han sido colocadas grandes fotografías con las figuras de las estrellas del voleibol Continental y Mundial.

Valora aporte Cristóbal Marte y técnicos la ayudaron

“La responsabilidad y disciplina fueron los dos aspectos que más me impactaron de Pérez Vento, por eso hoy cuando lo veo le doy un fuerte abrazo de hija a padre”, puntualizó.

Indicó que le enseñó muchas cosas importantes del juego, de cómo había que trabajar par alcanzar el éxito. También tuvo palabras de elogios para el profesor Jorge Garbey, con quien conquistaron el oro de los Juegos Panam 2003. Sobre los brasileños. Sentenció que el cuerpo técnico de Marcos Kweik, Pacheco y Wagner, además de Wilson Sánchez, le enseñaron la técnica en el voleibol en su carrera.

 “Ha sido una gran universidad para todas las jugadoras, Marcos es un amigo, un entrenador con mucha calidad, un consejero y te corrige con mucho respeto”, acotó.

Milagros Cabral sentenció que ahora en esta nueva vida, le agradece a Dios por tantos logros alcanzados en todos los aspectos.

Resaltó el apoyo que recibió de la entrenadora Mayo Sibilio.

Zoom

Recuerda inicios

Manifestó Milagros Cabral que comenzó a jugar voleibol por accidente, ya que iba a la cancha junto a otras amiguitas y las veía jugar voleibol, pero ella se quedaba en las gradas. “La vida da muchas vueltas porque le he dedicado más de 18 años de mi vida al voleibol y se lo debo todo”, puntualizó Milagros Cabral. Dijo que tiene los pies sobre la tierra, seguirá ayudando a sus compañeras y les deseó muchos éxitos.