Moldea tu silueta sin tener que pasar por el quirófano

A1

prevenir

La celulitis afecta a un 97% de las mujeres. No es una cuestión de gordura, se puede estar muy delgada y sin embargo tener esa dichosa piel de naranja en zonas como el trasero, muslos y las caderas provocada por el cúmulo de grasa en las capas profundas de la piel.
Prevenirla y frenar su extensión con productos cosméticos es posible, siempre y cuando se combine su acción con unos hábitos de vida adecuados -olvídate de fumar, beber alcohol en exceso y mejor si no llevas esos pantalones tan apretados que tanto te gustan-, mantener una dieta equilibrada y hacer algo de ejercicio.
Los anticelulíticos mejoran el drenaje linfático y estimulan la microcirculación, lo que a la larga -y manteniendo todo lo anterior descrito- mejorará visiblemente el aspecto de tu piel.
Cuando no se trata de celulitis. Si el problema son unos centímetros de más imposible de reducir con la dieta, o una piel que se ha quedado floja tras adelgazar unos kilos, la solución para lograr definir la figura pasa por usar cremas reductoras y reafirmantes. Por lo general, estas cremas están formuladas con activos que, además de actuar sobre las células grasas, también activan la síntesis de proteínas , como el colágeno y la elastina, alisando y reafirmando la piel, lo que mejora su aspecto.