Molina plantea cambios estructurales en justicia

Molina plantea cambios estructurales en justicia

El magistrado Luis Henry Molina.

Con motivo del Día del Poder Judicial, el magistrado Luis Henry Molina sugirió cambios en favor de virtualidad y en la administración del sistema carcelario y de defensoría pública.

En su discurso en ocasión del Día del Poder Judicial, el presidente de la Suprema Corte de Justicia (SCJ) exhibió ayer logros sobre la reducción de la mora en la alta corte y sugirió cambios en la forma de operar del sistema carcelario y de la Oficina Nacional de Defensa Pública.

El magistrado Luis Henry Molina planteó que el Consejo Nacional de la Defensa Pública no debería tener como miembro al presidente de la SCJ.

“Ha llegado la hora de preguntarnos si la Defensa Pública, por su vocación y sustento orgánico, debería operar como un instituto cuyo consejo no sea integrado por el presidente de la Suprema Corte de Justicia”, dijo.

Agregó que la Dirección General de Prisiones, una dependencia del Ministerio Público, debería operar administrativamente de manera separada de la Procuraduría General de la República (PGR).

“Al igual que en las democracias avanzadas, parece necesario que la coordinación de la política criminal estatal esté separada de la persecución del delito”, sostuvo Molina en el acto, al que asistieron el presidente de la República, Luis Abinader, jueces, representantes del MP, legisladores y miembros de la comunidad jurídica y de la sociedad civil.
Defiende la virtualidad

El magistrado anunció que el Poder Judicial ha ejercido por primera vez su facultad de iniciativa legislativa al enviar al Congreso el proyecto de ley de uso de medios digitales en la administración de justicia.

“La virtualidad llegó para quedarse. Ella contribuye a la celeridad y la transparencia de la administración de justicia de manera decisiva”, manifestó el también presidente del Consejo del Poder Judicial (CPJ).

Reducción de mora

El presidente de la SCJ calificó como “un logro sin precedentes en la historia de la administración de justicia” la erradicación en un 100% de la mora judicial en la Segunda y Tercera Salas, el Pleno y Salas Reunidas del alto tribunal, “al quedar resuelto el 100% de los expedientes apoderados antes de 2019”.

Molina destacó que la Primera Sala, que conoce los casos civiles y comerciales, al 2019 contaba con 6,467 expedientes y que actualmente solo tiene 730 pendientes, lo que reduce la mora a un 28.7%.

Publicaciones Relacionadas

Más leídas