Morales decreta “desastre
nacional” por inundaciones

BOLIVIA.  AP.   El presidente Evo Morales decretó ayer “desastre nacional” debido a inundaciones que desde noviembre han castigado a los nueve departamentos (provincias) del país, dejado hasta el momento 52 muertos y 57,000 familias afectadas, y puesto en creciente riesgo de inundación a esta ciudad. 

El río Mamoré empezó a rebasar el martes el tope del dique de protección que rodea la ciudad, mientras cuadrillas de obreros intensifican tareas para frenar las filtraciones de diversos tramos del muro, de 8 kilómetros de extensión y sobre dos metros de altura en algunos sectores. 

Morales determinó así destinar 50 millones de dólares –el 1% del presupuesto nacional– a enfrentar la catástrofe, que vendrían a sumarse a los 30 millones que el gobierno ya ha destinado a paliar los efectos del fenómeno de La Niña. 

Llamó también a la comunidad internacional a conceder a Bolivia 79 millones de dólares para atender la emergencia y reconstruir las zonas dañadas. 

El mandatario decidió firmar el decreto después de un extenso recorrido aéreo por la zona afectada en el noreste.

Paralelamente, las autoridades alistan una eventual evacuación  de Trinidad, capital del amazónico departamento de Beni.