Muere legendario periodista de EU

http://hoy.com.do/image/article/301/460x390/0/1F74BC42-5EF8-4360-BFE1-F3972CB28C75.jpeg

SAN FRANCISCO (AP).– David Halberstam, quien describió mejor que nadie “la arrogancia del poder’’ que llevó a una generación de líderes estadounidenses al fiasco de Vietnam, murió en un accidente automóvilistico. Tenía 73 años.

Halberstam, residente de Nueva York, era pasajero en un automóvil que fue embestido el lunes por otro vehículo en Menlo Park, al sur de San Francisco, informó Robert Foucrault, jefe de la medicatura forense en el condado de San Mateo. La muerte habría sido causada por lesiones internas, señaló Foucrault.

En 1964, cuando Halberstam tenía 30 años, él y Malcom W. Browne, de The Associated Press, ganaron premios Pulitzer por su cobertura de la guerra en Vietnam y por el derrocamiento del régimen de Saigón.

Su cobertura de la guerra de Vietnam, la lucha por los derechos civiles y el mundo del deporte le valieron elogios internacionales.

Halberstam, en su célebre libro de 1972 “The Best and the Brightest’’ (Los mejores y los más brillantes), emitió un virulento ataque a los gobiernos de John F. Kennedy y Lyndon B. Johnson por su intervención en Vietnam.

   “The Best and the Brightest’’, como señalaron varios críticos en el momento de su aparición, vale más por lo que no es que por lo que es. No es ni un detallado recuento de la guerra en Vietnam, ni un análisis de la toma de decisiones por parte del gobierno de Washington. Halberstam, en cambio, combinó la escuela periodística de los “hechos sólidos’’, las biografías irreverentes de los principales protagonistas, y un estilo de ensayo que recuerda, en su ironía y en su elegancia, a los trabajos de los novelistas Gore Vidal y Louis Auchincloss.

   Su desprecio por las versiones periodísticas satinadas se reflejó en su comentario de que la mayor sorpresa que recibió en su juventud fue ver por primera vez “Roma ciudad abierta’’, la obra maestra del neorrealismo italiano. Hasta ese momento, dijo Halberstam, creía que la gente tenía los rostros que acicalaba Hollywood. Y esa misma aproximación le sirvió para observar a muchos personajes en acción, detrás de sus máscaras.

   Jean Halberstam, su esposa, dijo que el periodista y escritor será recordado por su “inagotable, infinita generosidad con los jóvenes periodistas’’.

   En una entrevista hace algunos días con The Associated Press, Halberstam recordó el fervor con el que él y sus colegas cubrieron la guerra de Vietnam.

   “Tal vez teníamos 28, 29, 26 años, y contábamos con una gran historia que conocíamos, y estábamos enterados de la verdad, pues contábamos con grandes fuentes de información. Y cuando por una variedad de razones, posiblemente por una política fallada, profundamente fallada, el gobierno comienza a mentir, entonces ahí es cuando el periodismo independiente realmente resulta importante’’.

   Halberstam nació el 10 de abril de 1934, en la ciudad de Nueva York. Su padre era cirujano, y su madre una maestra. Su padre fue incorporado al ejército, y Halberstam vivió en distintas partes del país durante su niñez, especialmente en Texas, Minnesota y Connecticut.

   Estudió en la universidad de Harvard, donde fue editor del periódico Harvard Crimson.

   Comenzó su carrera en 1955 en el periódico the Daily Times Leader, de West Point, Misisipí. Pasó sólo un año en ese diario, pues el director de la publicación consideró a Halberstam demasiado liberal para su gusto, dijo Bill Minor, jefe de la oficina en Jackson, Misisipí, de The Times-Picayune de Nueva Orleans.