Mueren 15; EU bombardea Faluya

http://hoy.com.do/image/article/32/460x390/0/9665A725-9871-4829-8AB3-1FD9106F9F0B.jpeg

BAGDAD (EFE).- Al menos quince personas murieron ayer en Irak, ocho soldados norteamericanos en una operación de seguridad en la provincia de Al Anbar y otras siete personas por la explosión de un coche bomba en Bagdad, mientras EEUU intensificó sus bombardeos sobre Faluya.

   Al menos siete personas murieron y otras seis resultaron heridas en la explosión de un coche bomba frente al edifico que alberga las oficinas de la televisión por satélite “Al Arabiya” en Bagdad, según informó la propia cadena.

   Por su parte, aviones de guerra apoyados por el fuego de la artillería norteamericana bombardearon hoy un barrio del este de la ciudad rebelde de Faluya, donde se desataron cruentos combates entre los insurgentes suníes y las tropas estadounidenses.

   Además, en Ramadi, capital de conflictiva provincia de Al Anbar, soldados del Ejército de EEUU se enfrentaron a los rebeldes de la ciudad en los alrededores de la Gran Mezquita de Al Daula Al Kabir, informaron cadenas árabes sin dar más detalles.

   Pero según un comunicado del mando militar estadounidense, ocho soldados de esta nacionalidad murieron y otros nueve resultaron heridos en una operación de seguridad en un lugar no precisado de la provincia de Al Anbar, al parecer en referencia a los combates en Ramadi.

   La aviación norteamericana bombardeó esta mañana y a primera hora de la tarde diferentes objetivos en el barrio de Al Senai, en el este de Faluya, según indicaron testigos.

   Un empleado del Hospital Público de Faluya, Jaldun Abdala, dijo hoy a EFE que el centro sanitario sólo ha recibido a un civil iraquí herido.

   “Seguro que hay muchos más, incluso muertos, pero las ambulancias no pueden llegar hasta allí. La verdad es que existe un cierto temor a que los (norte)americanos abran fuego contra nosotros”, confesó.

   Tras los bombardeos de la artillería y la aviación, estallaron cruentos enfrentamientos armados entre insurgentes y los uniformados de EEUU en el barrio industrial de Shuhada, al sur de Faluya, y en la aldea de Nueimiya, cercana a la ciudad.

   Las cadenas árabes mostraron imágenes tomadas desde el exterior de la localidad, pues los periodistas abandonaron Faluya días atrás, en las que se veían grandes columnas de humo negro y se percibían sonidos de artillería y armas ligeras.

   Tras la puesta del sol y la llamada al “iftar”, la comida con la que se rompe el ayuno durante el mes sagrado musulmán de Ramadán, los combates se interrumpieron, aseguraron testigos.

   Las fuerzas de EEUU, acantonadas en los alrededores de Faluya desde hace días, han anunciado que están preparadas para lanzar una operación militar de envergadura contra esta ciudad y Ramadi, ambas ubicadas en el “triángulo suní”.

   Con este eventual ataque, el mando militar norteamericano y el Gobierno interino iraquí pretenden recuperar el control de esta zona del país, bastión de la insurgencia, de cara a las próximas elecciones generales previstas para enero próximo.

   Mientras, en Bagdad, al menos siete personas murieron y otras 16 resultaron heridas en la explosión de un coche bomba frente al edifico que alberga las oficinas de la televisión por satélite “Al Arabiya”, informó la propia cadena.

   La deflagración provocó un gran incendio y una enorme nube negra se eleva del lugar del atentado, perpetrado a unos 250 metros de la embajada de España, en el barrio de Al Mansura, al oeste de Bagdad, según pudo comprobar el corresponsal de EFE.

   Varios cristales de la legación diplomática española resultaron dañados y cuatro coches de la seguridad iraquí custodian su entrada e impiden el acceso a los periodistas.

   La Embajada de Portugal también resultó afectada, según fuentes lusas.