Mueren ocho personas al estrellarse avión en Missouri

KIRKSVILLE, Missouri, EEUU (AP) _ Al menos ocho personas murieron al caer un avión de pasajeros con 15 personas a bordo, mientras se acercaba a un aeropuerto del noreste de Missouri, dijeron las autoridades.

Al menos dos personas que iban a bordo de la nave sobrevivieron a la caída del martes y recibieron tratamiento en un hospital local, mientras cinco más están desaparecidas, dijo el alguacil del condado de Adair, Larry Logston. De las 15 personas a bordo, 13 eran pasajeros y dos más tripulantes.

Logston indicó que fue recuperada la grabadora de vuelo de la nave.

El último contacto con el bimotor de turbohélice Jetstream 32 indicó condiciones normales al acercarse al Aeropuerto Regional de Kirksville, dijo Elizabeth Isham Cory, vocera de la Administración Federal de Aviación (FAA) en Chicago.

Las condiciones climáticas al momento de la caída del aparato eran de nubosidad, con algunas tormentas eléctricas en el área, de acuerdo con un sistema de vigilancia de la FAA. Se desconoce sin embargo si el clima influyó en la caída del aparato.

La nave, el vuelo 5966 de la empresa Corporate Airlines, iba en su ruta acostumbrada a San Louis cuando cayó poco después de las 19.30, indicó. El avión cayó a unos 1,6 kilómetros al suroeste del aeropuerto de Kirksville, cinco kilómetros al sur de la ciudad del mismo nombre, que a su vez está a 355 kilómetros al noroeste de San Luis.

Logston expresó que hasta el momento se sabe de dos sobrevivientes, un hombre y una mujer. Ambos reciben tratamiento en el Centro Médico Regional Northeast de Kirksville, de acuerdo con el vocero del nosocomio, Larry Rodgers, quien indicó que ambos se encuentran estables, pero no tenía información sobre la gravedad de sus lesiones.

Corporate Airlines, con sede en Smyrna, Tennessee, inició operaciones en 1996 y está afiliada a American Airlines.

El gerente de la empresa, Doug Caldwell, dijo que este fue el primer incidente fatal de la aerolínea y que trataba de ponerse en contacto con las familias de los pasajeros.

Se carece de reacciones por parte de American Airlines.