Nave Soyuz se acopla a la estación espacial

MOSCÚ. Una nave rusa Soyuz con tres viajeros a bordo se acopló perfectamente el jueves en la Estación Espacial Internacional después de un despegue sin contratiempos.

La nave que transporta a Reid Wiseman, de la NASA, el cosmonauta ruso Max Surayev y el alemán Alexander Gerst, de la Agencia Espacial Europea, llegaron a la estructura orbital las 05:44 de la mañana (0144 GMT). La Soyuz había despegado poco menos de seis horas antes del cosmódromo de Baikonur, en Kazajistán. El control de la misión en Moscú felicitó a los tres viajeros por el acoplamiento sin problemas.

Los tres se sumarán a dos rusos y un estadounidense que se encuentran desde marzo en la estación. Los agencias espaciales de Rusia y Estados Unidos mantienen la cooperación a pesar de la fricciones entre ambos países en torno a Ucrania. La NASA depende de las naves Soyuz para transportar tripulaciones a la estación espacial y paga a Rusia aproximadamente 71 millones de dólares por asiento.

Hasta el año pasado, las naves espaciales rusas tardaban dos días para alcanzar la estación. Esta es la quinta ocasión en que una tripulación utiliza la “vía rápida” de seis horas. Después del lanzamiento anterior, en marzo, la tripulación tomó la ruta más larga debido a una falla en el sistema informático.