Nelson Guillén cita entre sus logros de 100 días devolver dignidad a munícipes

Nelson

San Cristóbal. El alcalde de este municipio aseguró que la recuperación de la dignidad y la autoestima de los sancristobalenses es el principal logro alcanzado en los primeros cien días de  gestión de las actuales autoridades de esta demarcación.

Nelson Guillén informó que los habitantes de esta ciudad sentían vergüenza por la gran cantidad de basura que se acumulaba en sus calles.

“Estábamos calificados como los pobladores de la ciudad más sucia del país y nos veíamos obligados a bajar la cabeza porque nos estaban diciendo la verdad”, señaló Guillén.

Agregó que “ahora la situación es distinta, podemos decir con orgullo que San Cristóbal debe estar situada entre las primeras diez ciudades más limpias del país, avanzando con rapidez a colocarse entre las primeras tres”.

Entre los logros alcanzados en los primeros cien días de gestión,  Guillén citó, además, la iluminación de los parques, que tenían años  oscuros, la reparación de los semáforos, que ninguno estaba operando, la reparación de calles, la recuperación de espacios públicos  y  de terrenos que habían sido ocupados ilegalmente por particulares, el remozamiento del cementerio municipal que estaba abandonado y controlado por la delincuencia.

“Hemos iniciado sin atropellos el proceso de desarrabalización de las calles de la ciudad y hemos llegado a un acuerdo con las asociaciones de comerciantes y buhoneros del Mercado Modelo para iniciar un amplio programa de organización en torno a ese establecimiento, para devolverles las calles y las aceras a los ciudadanos”, manifestó.

Además por primera vez en los nueve años de creado, se aprobó el Presupuesto Participativo, se sanearon las finanzas y el área administrativa, se restableció el servicio eléctrico y de telecomunicaciones al Palacio Municipal que llevaban varios años suspendidos por falta de pago.

Con el propósito de fortalecer la capacidad del personal del cabildo y garantizar la transparencia se han impartido numerosos talleres que buscan enmarcar su funcionamiento dentro de las leyes que norman el comportamiento municipal.