Ninguna persona puede ser obligada a un examen de sida

http://hoy.com.do/image/article/479/460x390/0/E4BCEDFD-66CD-4A74-B67E-436E790C0F49.jpeg

Ninguna persona, aunque haya sido condenada por la comisión de un delito, pierde sus derechos a la autonomía y no pueden ser violados para ser usados en su contra.

La afirmación la hizo ayer el director ejecutivo de la Comisión Nacional de Bioética en Salud (Conabios), doctor Miguel Montalvo, quien se refirió a la decisión de la jueza Clara Almonte, que  desestimó que se le practicara la prueba del VIH/Sida  a Jean Luis Valdez, acusado del asesinato del productor de televisión Miky Bretón. Se busca determinar si Valdez es portador de la enfermedad, pues el guionista de la pantalla chica estaba afectado de la patología.

En bioética, el principio de autonomía no se pierde porque una persona sea condenada.

Nadie puede obligar a un prisionero a aceptar un tratamiento o a realizarse un estudio que no desee, dijo Montalvo.

Aseguró que eso es válido  para tratamiento, investigación  o diagnóstico.

La República Dominicana, en ese sentido, tiene la Ley 55-93, la cual prohíbe que a los pacientes positivos al sida se les practique analítica sin su consentimiento.

El país es además signatario de los protocolos Bioética de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco).

Montalvo insistió en que  la persona no pierde sus derechos, se trata de un derecho universal que no se pierde por más dificultad que viva un ser humano.

 “Que debe ser preservado”, insistió el director ejecutivo del Conabios. Si se cumplen esos derechos, se da una garantía de respeto al ser humano.

El Conabios es presidido por la doctora Aura Celeste Fernández.