No hallan evidencias de atraco en Palacio

Testigos consultados por los investigadores policiales en el parqueo de visitantes del Palacio Nacional, dijeron no haber visto ningún movimiento sospechoso que revelara algún atraco allí, como lo denunciara una funcionaria de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), a quien le habrían robado dos millones de pesos.

La Policía Nacional aún no ha confirmado la versión dada por Claudia Morillo, quien mantiene su tesis de que fue atracada por desconocidos cuando pasaba a recoger a su madre que labora en la casa presidencial.

El dinero le habría sido entregado por un primo suyo, para que fuera canjeado en dólares. El nombre del propietario del dinero no ha sido revelado, ni tampoco la procedencia del mismo.

Las investigaciones están a cargo del Departamento de Delitos Monetarios de la Policía, que dirige actualmente el coronel Felipe Terrero García y es supervisado por el director de Investigaciones Criminales del cuerpo del orden.

Desde el inicio de las investigaciones las autoridades han puesto en dudas la versión de la funcionaria de Morillo.

En una conferencia de prensa, el vocero oficial de la Policía, coronel Ramón Francisco Rodríguez Sánchez, dijo que hasta el momento los investigadores policiales investigan el hecho “para verificar si esto realmente ocurrió”.

Dijo que el caso se encuentra en una fase secreta de investigación, por lo que requiere de tiempo para que los agentes del Departamento de Delitos Monetarios puedan establecer la verdad de los hechos ocurridos el pasado miércoles.

Morillo denunció que fue robada por desconocidos cuando se encontraba en el Palacio Nacional en espera de su madre, que labora en la casa presidencial.

Al momento de hacer la denuncia a los miembros de la Guardia Presidencial, Morillo dijo que los desconocidos viajaban en un Honda Civic, color blanco. Los investigadores del Departamento de Inteligencia de la Guardia Presidencial (S 2) luego de interrogar a dicha señora la refirieron al Departamento de Delitos Monetarios, donde aún es investigada por la Policía.