Norteamérica, a la cabeza del mundo en la futura era del gas, según experto

Gas

México. El gas está llamado a superar al petróleo y convertirse en la principal fuente de energía del mundo, y en este nuevo escenario Norteamérica tiene las de ganar por su nivel de producción y reservas, explicó el exsubsecretario de Hidrocarburos mexicano Héctor Moreira.

“La posibilidad de una región de precio bajo de gas y además autosuficiente le da a Norteamérica una ventaja especial”, dijo en entrevista con Efe Moreira, también doctor del Tecnológico de Monterrey (ITESM) y exmiembro del Consejo de Petróleos Mexicanos (Pemex).   Actualmente, el transporte es el segmento que consume más energía del mundo, y en ese “se está viendo un futuro basado en la electricidad”.   En este contexto, el gas jugará un papel preponderante, pues hoy día, la “manera más eficiente” de generar electricidad es a través de un ciclo combinado con gas natural, añadió.

A este hecho, hay que sumarle la potencia de la industria automotriz en Estados Unidos, México y Canadá, tanto en producción como en exportación.   Aun con ello, el futuro “triunfo del gas”, como lo calificó, no tiene fecha fija- “Depende de ciertos descubrimientos tecnológicos, como son las baterías de alta capacidad”.

Norteamérica cuenta con 12,1 billones de metros cúbicos de reservas probadas de gas natural, el equivalente al 6,5 % mundial y en su mayoría -9,8 billones-, en Estados Unidos, según el informe anual de British Petroleum (BP).   En 2014 su producción, de 948,4 miles de millones de metros cúbicos, representó el 27,7 % de la mundial y su consumo, de cifras prácticamente idénticas, el 28,3 %.

A pesar del aumento del “pastel” del gas en detrimento del petróleo, el especialista identificó retos como el del movimiento del combustible.   “Se tiene que transportar por un tubo, pero no es fácil transportar a otro continente, tienes que licuarlo, y eso cuesta”, relató.