Nuevos derrumbes en Casabito

CASABITO. Monseñor Nouel. Nuevos derrumbes han impedido que el tránsito sea reabierto en la carretera de Constanza,  lo que   mantiene a ese municipio semi aislado por las rocas y tierra que obstruyen la vía, según se observó ayer.

Más de 40 mil metros cúbicos de piedras y tierra se desprendieron nuevamente en la parte alta de la montaña, en el kilómetro cinco y medio de la carretera Casabito-Constanza, que comunica con la autopista Duarte.

Ayer fue reabierto, pero sólo para  para trasladar los equipos pesados.

Más tarde hubo nuevos derrumbes que obstaculizaron el tránsito.

Los ingenieros que trabajan en la vía dijeron que en esa zona hay una falla ecológica, por lo que desde que llueve esa loma se derrumba.

Obreros de la empresa Norberto Odebrecht trabajan día y noche en la limpieza y acondicionamiento de la vía, que se encuentra obstruida nuevamente por los derrumbes provocados por los últimos aguaceros registrados en esta zona.

Según se informó ayer, tardarán al menos una semana a partir de hoy lunes las labores de despeje que brigadas de Obras Públicas (SEOPC) y de la compañía constructora Norberto Odebrecht  realizan desde el pasado martes 19   en la carretera que conduce de Constanza hasta la autopista Duarte, la cual está sepultada en dos tramos a causa de derrumbes.

Ingenieros, técnicos y operadores de máquinas pesadas   de la empresa trabajan para despejar  la carretera de Casabito, que conduce a  Constanza.

La vía en peligro

Debido a las condiciones en que se encuentra la carretera,  el tránsito por el lugar podría resultar  peligroso para los camiones que transportan alimentos desde Constanza a la zona del Cibao, debido a que la vía está muy próxima a las montañas que se agrietan cuando llueve. Las rocas que cayeron desde las altas montañas cubrieron por completo más de un kilómetro de esa  vía.