OCDE reduce pronóstico de crecimiento global

OCDE-ECONOMIA MUNDIAL

PARIS. AP. El crecimiento global se retrasará este año y el próximo, pero por primera vez en largo tiempo no es culpa de Europa. Ése es el punto de vista de la Organización para la Cooperación y Desarrollo Económicos, OCDE, que el martes dijo que una desaceleración en los mercados emergentes y el potencial para otra crisis presupuestaria en Estados Unidos son los principales motivos de preocupación para la economía global.

En su pronóstico semestral, la OCDE disminuyó su estimado de crecimiento mundial de este año a 2,7% y a 3,6% el del 2014. En mayo, la organización había pronosticado 33,1% y 4%, respectivamente.

“No podemos sacar (a la economía mundial) de primera velocidad”, dijo el mexicano Ángel Gurría, el secretario general de la organización, que reúne a las economías más desarrolladas del mundo.

Justo cuando la economía de la eurozona emerge de su recesión más larga, causada por una crisis de deuda, otras economías se están desacelerando.

Los mercados emergentes, que han ayudado a fortalecer el crecimiento global en años recientes, están comenzando a desacelerarse, en parte por temores de que una mejora en la economía estadounidense signifique el fin del crédito barato.

“Los BRICS (siglas para referirse a Brasil, Rusia, India, Indonesia, China y Sudáfrica) han sido grandes maquinarias de crecimiento, estaban jalando al mundo, y se están desacelerando”, dijo Gurría.

Entre las economías emergentes se proyecta que la de Indonesia crezca 5,2% este año y 5,6% el próximo. En mayo, la OCDE pronosticó al menos 6% para ambos años. En el caso de India, la proyección para este año cayó de 5,7% a 3,4%.

La Reserva Federal estadounidense ha inyectado billones de dólares a la economía del país en un intento por mantener bajas las tasas de interés y estimular el flujo de capital. El programa, que ha estado en vigor de diversas formas en los últimos años, ha ayudado además a sostener el crecimiento en las economías emergentes. Ahora las empresas se preparan para el fin de esa política.

La OCDE advirtió además sobre el impacto de otra disputa en Estados Unidos en torno al presupuesto. Hace poco más de un mes, el país estuvo al borde de caer en una mora de pagos luego de una larga batalla en Washington sobre el presupuesto y el tope de endeudamiento.

“Las disputas al límite en Estados Unidos sobre política fiscal siguen siendo un riesgo clave y una incertidumbre”, dijo Pier Carlo Padoan, principal economista de la OCDE, en un comentario escrito que acompañó el informe.

El organismo recomendó que Estados Unidos ponga fin a su política de imponer un límite a la deuda y que en lugar de ello elabore un plan más razonable para reducirla.    Pero ante el riesgo de que Washington no tenga un plan así en mente, la OCDE disminuyó ligeramente su pronóstico de crecimiento para el país. Indicó que este año el incremento en el producto interno bruto será de 1,7% y de 2,9% el próximo.

La eurozona, por su parte, está comenzando a mejorar, dijo la OCDE, aunque persisten riesgos. Pronosticó que en general, la zona de la moneda común se va a contraer 0,4% este año, comparado con un pronóstico de 0,6% en mayo.

Pero el informe advirtió que la recuperación es desigual y que el desempleo no va a comenzar a caer — de niveles muy altos — hasta el año próximo.