Oraciones al Todopoderoso
por la no violencia contra la mujer

http://hoy.com.do/image/article/35/460x390/0/B79E63C5-41FE-421E-BE38-35D7C5327C19.jpeg

POR NELLY RAMÍREZ
La Organización de las Naciones Unidas consagró el 25 de noviembre de cada año como Día Internacional de la No Violencia Contra la Mujer, con el objetivo de alertar a los pueblos del mundo para que sancionen todo tipo de violencia intrafamiliar. En su condición de Primera Dama, Margarita Cedeño de Fernández encabezó un acto ecuménico por la no violencia.

Además de la Primera Dama, presidieron el encuentro monseñor Agripino Núñez Collado y Saulo Hidalgo, en representación de la Iglesia Católica y Reynaldo Franco Aquino, de la Confederación Dominicana de Unidad Evangélica.

Con una oración a cargo de monseñor Agripino Núñez Collado inició la actividad, efectuada en la Casa San Pablo, escenario al que asistió el vicepresidente Rafael Alburquerque y su esposa Martha de Alburquerque; la secretaria de la Mujer, Gladys Gutiérrez; la ex primera dama Carmen Quidiello de Bosch; la secretaria de Educación, Alejandrina Germán; la diputada Minou Tavárez Mirabal y otras personalidades relacionadas al Despacho de la Primera Dama.

Durante el encuentro se leyeron pasajes del Antiguo Testamento a cargo del reverendo Reynaldo Franco Aquino, Saulo Hidalgo y monseñor Agripino Núñez Collado, en los cuales se hacían reflexiones sobre la importancia del respeto al valor humano.

De igual manera se hizo una oración en la que los invitados pidieron de manera especial por la No Violencia Contra la Mujer y, posteriormente, la Primera Dama pronunció unas emotivas palabras en las que dijo: “Esta hermosa comunión la realizamos para pedir a Dios que nos guíe y nos haga fortalecer nuestra fe, a fin de que muchos hogares en los que se sufre por la posición sexista de muchos hombres se cambie esa actitud  por la comprensión. La fe mueve montañas y sabemos que mediante ella podremos lograr que en vez de violencia haya paz y seguridad social”.

“La violencia en cualquiera de sus manifestaciones pone en peligro la paz social y la integridad ciudadana, y cuando la víctima es la mujer se pone en peligro el eje de la familia”, expresó Margarita Cedeño de Fernández.

“Como mujer, madre y como esposa del presidente Leonel Fernández Reyna, tengo el deber de contribuir a la búsqueda de soluciones para que todos juntos logremos enfrentar la violencia contra la mujer” concluyó.