Organizaciones ven Estado desprotege personas

20_09_2016 HOY_MARTES_200916_ El País9 A

La Oficina Nacional de Defensa Pública (ONDP), Participación Ciudadana y la Fundación Institucionalidad y Justicia (Finjus) afirmaron ayer que el Estado no protege a personas en condiciones de vulnerabilidad, por lo que se hace necesario garantizar el libre acceso a la justicia por parte de todos los ciudadanos.

Laura Hernández Román, directora de la ONDP, anunció la creación del Departamento de Asistencia Legal Gratuita para Grupos Vulnerables, con la finalidad de que personas desprotegidas y discriminadas puedan acceder a la justicia.

Durante el Primer Foro Nacional de Organizaciones para el Acceso a la Justicia de Grupos Vulnerabilizados, Hernández Román explicó que dicho departamento será dirigido por Rosa Iris Linares y procurará sanciones en contra de los que violen los derechos humanos de personas vulnerables.

“Estamos trabajando arduamente para constituir una vía de acción para que los grupos en condiciones de vulnerabilidad puedan acceder a la justicia y contar con las herramientas para exigir el reconocimiento de sus derechos”, declaró.

De su lado, la directora ejecutiva de Participación Ciudadana, Rosalía Sosa, observó que el Estado desampara a personas y permite la discriminación de grupos de envejecientes y discapacitados.

Criticó que el Estado desproteja a personas y permita la discriminación y la exclusión de grupos humanos, lo que a su juicio debe ser enfrentado con voluntad y coherencia.
En igual sentido se pronunció el vicepresidente ejecutivo de Finjus, Servio Tulio Castaños Guzmán, quien destacó la necesidad de consolidar los esfuerzos para lograr el respeto de los derechos humanos.

Señaló que han iniciado un proceso que busca identificar carencias y recomendar los correctivos en procura de lograr políticas públicas destinadas a enfrentar los males detectados.

“Personas discapacitadas no cuentan con las facilidades que tienen otras, al igual que mujeres maltratadas y grupos LGTB son discriminados. Las víctimas se han quedado indefensas en todo el sistema penal”, indicó.

Confió en alcanzar un sistema que responda a las necesidades de esos grupos, con un rol de la defensa más amplio.

Expectativas. Representantes de grupos vulnerados manifestaron su expectativa de que haya un acceso más democrático a los servicios de justicia.

Así lo expresaron José Ceballos, de la Casa Comunitaria de Justicia, y Cristina Francisco, presidenta del Círculo de Mujeres con Discapacidad (CIMUDIS).
Ceballos consideró que ninguna democracia puede desarrollarse si hay trabas que impidan el acceso al sistema de justicia.

En tanto, Cristina Francisco dijo esperar que surjan resoluciones y recomendaciones que sean aplicadas para que los grupos vulnerados puedan tener un acceso real a la justicia.