Padres con aires de modernidad

http://hoy.com.do/image/article/236/460x390/0/7E5C7D40-B87D-4DFA-ADA2-5EB0AFB5F903.jpeg

POR ROSARIO TIFÁ
Todo hombre moderno procura tener un armario con la ropa y accesorios indispensables con los cuales pueda cubrir sus necesidades, dependiendo de las actividades que realiza durante su trajín cotidiano.

Es decir, una ropa confeccionada con los materiales y colores adecuados a cada temporada. Este verano lo recomendable es elegir piezas frescas y cómodas que vayan en sintonía con la corbata: un punto focal en el vestuario masculino.

Los expertos recomiendan además, al hombre moderno, abastecerse de por lo menos una docena de pantalones formales, varios trajes formales y casuales de fácil combinación con las camisas y, por supuesto, las chaquetas.

Los pantalones jeans, que se han convertido en las piezas más populares de su género, jamás podrán ser olvidados a la hora de “armar” o modificar el armario, debido a sus múltiples funciones. Su condición de pieza cómoda, práctica e intercambiable permite al jean ocupar un lugar privilegiado en el contexto de la moda casual y deportiva masculina y femenina.

Los poloshirt y t-shirts figuran también entre esa limitada gama de prendas de vestir de un hombre que no cuenta, como en el caso de la mujer, con un amplio repertorio de modelos y estilos que satisfagan sus gustos y exigencias.  

En el orden de la moda deportiva están las bermudas, los pantalones cortos, capri y los baggi  (con una estructura adaptable a cualquier tamaño) que permiten un disfrute de libertad y comodidad.

También ha favorecido al hombre moderno la ventaja de exhibir una ropa con colores contrastantes en liso y en estampados.

Por esa razón, en estos tiempos es normal observar a un hombre vestido con un pantalón y una camisa en tonos muy fuertes o con una corbata en degradaciones de colores.

En tiendas y boutiques de las ciudades se pueden encontrar decenas de atuendos de diferentes estilos en tonalidades amarillas, rojas, verdes, azules, naranjas, moradas, turquesas, fucsias y rosadas, ésta última anteriormente vedada en el mercado masculino.

Pero también existen, en el renglón de la ropa formal, trajes y camisas que aunque no se han alejado del estilo clásico y tradicional, varían con sólo agregarle una elegante y colorida corbata.

Los padres para festejar su día en unión de sus hijos y parientes más cercanos tienen la oportunidad de exhibir una figura elegante y moderna con las  opciones de ropa, calzados y otros accesorios (corbatas y gemelos) que son parte de los complementos con los cuales dispone a la hora de vestir.