Papa pide a Dios parar terroristas

http://hoy.com.do/image/article/59/460x390/0/7A3B080D-5074-4BC1-9F0D-B99C4FAFA829.jpeg

LES COMBES, Italia (AP).- El papa Benedicto XVI imploró el domingo a Dios que frene las “manos asesinas” de los terroristas y condenó nuevamente los recientes ataques en Europa y Medio Oriente, por los que han sido responsabilizados extremistas islámicos.

   Asimismo, el portavoz de Benedicto manifestó que el Papa estaba otorgando una importancia inmensa a una reunión que tendrá el mes próximo en Colonia, Alemania, con miembros de la comunidad musulmana de ese país.

   El pontífice, que viajará a Colonia para celebrar el Día Mundial de la Juventud, agregó a su itinerario la reunión con los musulmanes después de decidir visitar una sinagoga de Colonia, intentando demostrar la necesidad de diálogo entre las distintas religiones en su primer viaje al extranjero.

   “Es una señal muy fuerte, que al principio de su pontificado, exista el deseo por un diálogo entre las tres grandes religiones monoteístas inspiradas y que tienen como referencia a Abraham”, declaró el portavoz del Papa, Joaquín Navarro Valls.

   Benedicto se refirió a los recientes “ataques terroristas repugnantes” en Egipto, Gran Bretaña, Turquía e Irak durante la bendición que ofreció por segundo domingo consecutivo desde la región del noroeste de Italia llamada Valle d’Aosta, donde pasa sus vacaciones.

   “Aunque dejamos en las manos de la Gracia Divina a los muertos, los heridos y sus seres queridos _víctimas de actos que ofenden a Dios y al hombre_ apelamos al Todopoderoso para que frene las manos asesinas de aquellos que, guiados por el fanatismo y el odio, cometen semejantes hechos y le pedimos que convierta sus corazones y mentes a la reconciliación y la paz”, dijo Benedicto.

   Benedicto permanece en Les Combes desde el 11 de julio y estará allí hasta el 28 de julio, cuando se traslade a su residencia de descanso papal en Castel Gandolfo, en las afueras de Roma.

   Durante sus vacaciones, ha trabajado con un libro que comenzó hace tres años y está cerca de terminar, dijo Navarro Valls.