Peligran relaciones RD-Taiwán

Peligran relaciones RD-Taiwán

Ubi Rivas.

Las relaciones diplomáticas entre RD-Taiwán que han permanecido firmes desde 1947 cuando China era una sola presidida por el generalísimo Chiang Kai-shek, orillan el precipicio de la ruptura debido a marcados intereses nuevos, que son los componentes decisivos en las relaciones de los Estados.
El 07-06-2007, el presidente Oscar Arias, de Costa Rica, rompió relaciones con Taiwán y las inició con Pekín, a cambio de un paquete de inversiones en infraestructuras, presas, puentes y carreteras, que Pekín ha cumplido.
El 16-07-17 el presidente Juan Carlos Varela, de Panamá, rompió relaciones diplomáticas con Taipei y las formalizó con Pekín, a cambio de detener las inversiones en el proyectado canal de Nicargua que originalmente se anunció financiaría Pekín a un costo superior a los US$50 mil millones, y además, porque el 80% de las mercancías que se trasiegan por el Canal de Panamá, proceden del gigante chino.
En nuestro caso es conocido del aprieto permanente y creciente de recursos que confronta el presidente Danilo Medina, incurriendo en cada vez más empréstitos internacionales que ya representan US$37 mil millones, o un 47% del PIB.
Recursos cada vez más urgentes requiere el presidente Medina para su programa Visitas Sorpresas, el buque insignia de su segunda gestión constitucional, muchos de los cuales se financian con empréstitos.
Es sabido el poder decisivo de Pekín en el BID, FMI y Banco Mundial, hacia donde el presidente Medina podría acceder con el guiño favorable del gigante asiático, y se especula que solo una intervención del presidente Donald Trump, a favor del presidente Medina con esas fuentes de financiamiento, detendría lo que se percibe como una opción del gobernante cambiar las viejas relaciones con Taiwán, a cambio de recibir financiamientos de Pekín que Taiwán no proporciona, claves de un proceso electoral.