Peralta, Collado y Lucía Medina incrementaron más patrimonio

Sin título

El ministro José Ramón Peralta, el alcalde David Collado y la diputada Lucía Medina son algunos de los servidores públicos que más han incrementado su patrimonio personal desde que están en los cargos que ocupan.

En el caso del ministro Administrativo de la Presidencia, José Ramón Peralta, su patrimonio aumentó en RD$80,221,125.04 en 4 años, lo que implica un incremento de RD$20,055,281.26 por año, según consta al comparar sus declaraciones juradas de bienes. Peralta, además de funcionario, es un próspero empresario del sector agropecuario.
Los montos de las declaraciones de Peralta están contenidos en un informe que difundió el educador Fernando Ferrán, director del Programa de Estudios del Desarrollo Dominicano (PED), adscrito al Centro de Estudios Económicos y Sociales Padre Alemán, de la PUCMM, en el que dieron seguimiento al cumplimiento de la Ley 311-14 de Declaración Jurada de Patrimonio.
En el caso del alcalde David Collado, que antes fue diputado y se conoce como un hombre negocios, su patrimonio se incrementó en RD$45,625,713 en los últimos seis años, es decir, RD$7,604,285.5 por año.

En cuanto a las declaraciones de Medina, hechas el 6 de noviembre del 2002 y el 14 de septiembre del 2016, hay una diferencia de RD$69,910,883.29, lo que implica que el patrimonio de la presidenta de la Cámara de Diputados subió RD$4,993,634.52 anuales.
Otros funcionarios. El informe tomó una muestra de 34 funcionarios que están obligados a hacer su declaración jurada de bienes.
En él se establece que el patrimonio de Altagracia Guzmán, ministra de Salud Pública, aumentó en RD$1,890,475.39 en dos años; Andrés Navarro, ministro de Educación y excanciller, RD$19,768,570.16 dos años; Angel Estévez, ministro de Agricultura, RD$21,435,464.77 en cuatro años; Antonio Isa Conde, ministro de Energía, RD$7,139,301.68 en cuatro años.
Otros funcionarios son Carlos Amarante, ministro de Interior y Policía y exministro de Educación, con un incremento de RD$8 millones 131 mil 928.04 en cuatro años; Rubén Darío Paulino, ministro de Defensa, RD$5,831,943.24 en un año; Simón Lizardo, administrador del Banco de Reservas, RD$8 millones 135 mil 769.47 en cuatro años; Dionis Sánchez, vicepresidente del Senado, RD$24,085,617.19 en seis años; Tommy Galán, senador, RD$12,637,278.08 en seis años; Francisco Domínguez Brito, ministro de Medio Ambiente, RD$7 millones 548 mil 795.2 en cuatro años; y Gustavo Montalvo, ministro de la Presidencia, RD$7,329,437 en 4 años.
El nuevo alcalde de San Cristóbal, José Nelson Guillén, quien era diputado, tiene RD$15,488,474.41 más en seis años; el senador Julio César Valentín RD$29 millones 939 mil 780.63 en seis años; Lupe Núñez, vicepresidente de la Cámara de Diputados, RD$5,609,800 en seis años; Margarita Cedeño de Fernández, vicepresidenta, RD$4,951,920.3 en cuatro años; Rafael Vásquez Goico, presidente del Tribunal Superior Administrativo, RD$2 millones 28 mil 274.91 en un año; y Reinaldo Pared Pérez, presidente del Senado, aumentó en RD$2,386,867.46 en seis años.
Con cifras mucho más modestas están el presidente Danilo Medina, cuyo patrimonio aumentó en solo RD$946,150 en cuatro años; y Héctor Valdez Albizu, gobernador del Banco Central, cuyo patrimonio apenas creció: RD$141,522.81 en los último cuatro años.

Otros, como Rubén Bichara, solo tienen registrada la primera declaración, que es de RD$42,913,737.41.
Los que perdieron. En las declaraciones hay quienes perdieron dinero: Gonzalo Castillo, ministro de Obras Públicas y empresario, tiene RD$54,317,691.56 menos que en el 2012; Amable Aristy Castro, senador, declaró RD$32 millones 752 mil 705.53 menos que en 2010; Jean Rodríguez, procurador, declaró RD$11 millones 702 mil 755.76 menos que en el 2012; José del Castillo Saviñón, presidente de Indotel, RD$8,441,176.04 menos que en 2012; y Francisco Javier García, ministro de Turismo, dijo que tenía RD$1,723,829.83 menos que en el 2012.

Tardanza. En el informe se establece que solo el 5% de los de 5,159 servidores públicos obligados a presentar su declaración jurada de bienes ante la Cámara de Cuentas lo hizo en tiempo hábil. Esto es equivalente a 256 funcionarios o exfuncionarios. De los que violaron la ley, 4,903 en total, hubo 4,124 (un 84% que no presentó su declaración) y 779 (16%) que lo hicieron “en forma extemporánea”.
Según el último listado de la Cámara de Cuentas, del pasado 30 de enero, ningún funcionario o exfuncionario dependiente del Poder Ejecutivo aparece entre los servidores que no han depositado su declaración. En cuanto a los legisladores aún faltan 2 senadores y 96 diputados por depositar. El resto son alcaldes, vicealcaldes, regidores y vocales del poder municipal.