Pide desmontar ahora comisión de cambio

http://hoy.com.do/image/article/51/460x390/0/0F5FAA6A-7166-467A-B9E2-A483E43CB151.jpeg

POR ALEIDA PLASENCIA
El empresario Celso Marranzini declaró que con la comisión cambiaria no debe hacerse el cálculo del pulpero, “de que dos más dos son cuatro”, sino empezar su desmonte ahora, porque es la forma de comenzar a desarrollar la economía dominicana.

Expresó que el gobierno debe aprovechar ahora para ese desmonte, en momento en que se ha hecho una economía de RD$10,000 millones, como consecuencia de la baja experimentada en la tasa de cambio y a que las recaudaciones fiscales se han incrementado.

En esta semana, el secretario Técnico de la Presidencia, ingeniero Temístocles Montás, sostuvo en un encuentro con industriales, que no se contempla quitar “de golpe” la comisión cambiaria, sino de manera gradual.

Añadió que ello se haría en el marco de un programa de desmonte para concluirlo en tres o cuatro años.

En el mismo escenario, la Asociación de Industrias planteó que dicho impuesto debe eliminarse con prontitud.

Marranzini entiende que debe hacerse un desmonte paulatino de la comisión cambiaria, el cual debe empezar ahora, de manera que la pérdida de los ingresos que percibe el Estado por esa vía, sea compensada por recursos generados la propia economía.

Con respecto a un informe del Banco Mundial, cuyos datos fueron publicados ayer en este diario, en los cuales se elogia la fortaleza del turismo en la República Dominicana, pero se advierte que el principal problema de la economía del país es atraer inversión extranjera, Marranzini dijo que esa situación estaría ocurriendo en los últimos años.

“Antes, aquí fluía la inversión rápidamente, pero nadie iba a invertir en una economía donde había desequilibrio”, sostuvo.

Se mostró optimista en ese sentido y previó que ahora la inversión va a comenzar a llegar al país.

En otro orden, al responder preguntas sobre las quejas de sectores de que a pesar de que hay mucho dinero en los bancos, hay poca demanda de préstamos, Marranzini dijo que las tasas de interés han experimentado baja, “pero todavía la gente no se arriesga a tomar prestado”. No obstante, se mostró optimista y consideró que la baja que se ha producido en las tasas de interés va a motorizar enormemente el sector construcción, y consecuentemente, la demanda de financiamiento.

El incremento en la demanda de préstamos en los bancos “es cuestión de rentabilidad y de que la gente vea que los proyectos a largo plazo funcionan, pero todavía no hay rentabilidad”, dijo en respuesta a una pregunta.