Pide vigilar el dengue desde ya

http://hoy.com.do/image/article/487/460x390/0/535FC754-4615-47B9-A967-3B48D5290E5C.jpeg

El director del hospital infantil Robert Reid Cabral, doctor Emilio Mena Castro, informó ayer que el dengue se mantiene y que cada semana ese centro sanitario recibe hasta siete ingresos.

El doctor  Mena Castro dijo que la enfermedad no se ha detenido, pero que de 20 pacientes que se registraban cada día, ahora llegan entre seis y siete.

“Creo que debemos tener cuidado y poner atención a tiempo a esta enfermedad”, dijo el pediatra.

Alto en Villa Mella.  Se informó que el registro de casos de dengue clásico y hemorrágico es muy alto en barrios y residenciales de Villa Mella.

También se mantiene el número de consultas e ingresos por dengue en el hospital Santo Socorro.

Más de 60 personas murieron por dengue  durante el año 2009 y  las autoridades se vieron obligados a admitir que el país tuvo una epidemia. “En estos precisos momentos esperamos a un niño que fue referido desde Higüey”, dijo el especialista.

Las zonas que mayor número de personas enfermas de dengue reportan son San Cristóbal, Baní, residenciales y barrios de Santo Domingo y el Distrito Nacional. Se trata de una enfermedad endémica del país, la cual se transmite a través de mosquito Aedes aegypti.

La prevención.  Las autoridades piden a las familias que mantengan su entorno limpio y que el agua que se almacena esté tapada.

Los pediatras recomiendan a la población que no administren medicamentos sin receta médica a  niños ni  adultos. En caso de fiebre que se les administre acetaminofén.

 Los epidemiólogos han expresado preocupación por la forma virulenta en que se presenta la enfermedad.

En el año 2009 tuvo una alta proporción de víctimas menores de edad.

La situación

La mayor cantidad de casos de dengue se registra en San Cristóbal, Santo Domingo y Baní.  También se registran casos de la enfermedad en La Vega y Moca.

La mortalidad

Aunque se creía que la enfermedad es de simple tratamiento, en la práctica los niños son muy vulnerables y los expertos aseguran que los galenos no terminan de aprender a hacer adecuadamente el diagnóstico.