Planifica el futuro en Bolivia junto a MAS

http://hoy.com.do/image/article/304/460x390/0/C05D2856-38CE-4873-8294-3D43F270DC5F.jpeg

LA PAZ  (AFP) – El presidente izquierdista Evo Morales planificaba ayer  el futuro de su gobierno en Bolivia, cumplido un cuarto de su mandato de 5 años, reunido con el Ejecutivo en pleno y parlamentarios, asambleístas y plana mayor de su Movimiento Al Socialismo (MAS).

El cónclave, el segundo de este género en ocho días, tiene lugar en una casa campestre en las afueras de La Paz, confirmó a la AFP una fuente del presidencial palacio Quemado.

Además de la política de nacionalización de hidrocarburos y minería, comenzada en mayo y enero respectivamente, a la que se suma recientemente la de las telecomunicaciones, los representantes del oficialismo boliviano debatirán “las posibilidades del proyecto electoral ‘Evo-2008’”, confirmó una fuente del MAS que requirió el anonimato.

Morales anunció a fines del mes pasado la convocatoria a elecciones generales en 2008, siempre en arreglo a la nueva Carta Magna que debe aprobar la Asamblea Constituyente.

Empero, el vicepresidente Alvaro García negó esta posibilidad el viernes.

El mismísimo presidente boliviano, sometido a una microcirugía oftálmica el jueves, dirige la reunión en el poblado de Huajchilla, en las afueras de La Paz, convocada también para decidir el curso de ingresos adicionales provenientes de la nacionalización de los hidrocarburos, el Plan Nacional de Desarrollo y otras políticas que no terminan de fraguar.

Previamente, Morales había analizado el pasado fin de semana con sus más cercanos colaboradores una estrategia para ser más eficientes en el proceso de cambio que plantea su gobierno con la inclusión de mayoritarios sectores sociales y extraer de raíz la corrupción que martilla hace un mes a su administración.

“Estamos en temas de gestión y las reuniones se realizan para articular mejor el horizonte de cambio, de transformación y la necesidad de cómo apuntalar fuerzas para que este proceso sea irreversible”, explicó el vicepresidente García.