Policía impide líderes Falpo entrar a canal TV

http://hoy.com.do/image/article/330/460x390/0/6181445F-A409-4856-AEB0-0A7770FA94BE.jpeg

POR RICARDO RODRIGUEZ
SANTIAGO.- Agentes policiales denominados “linces”, provistos de armas cortas y largas, impidieron anoche que un grupo de dirigentes del  Frente Amplio de Lucha Popular, FALPO, penetraran a las instalaciones del Canal 29 con el alegado propósito de responder al productor de un programa que acusó a la organización de ser terrorista.

Los dirigentes locales del FALPO, encabezados por Víctor Bretón y Juan Carlos Francisco, llegaron a las 6:30 al parqueo de la planta televisora, acompañados de esposas, hermanos e hijos, portando cartelones y enarbolando consignas contra el periodista Esteban Rosario.

Sin embargo, cuando caminaban hacia el edificio donde opera el Canal 29, localizado en la parte lateral del Hotel Matum, una apreciable cantidad de policías les impidió el paso.

No fue suficiente que Bretón reclamara el derecho a réplica, a fin de que se les permitiera ingresar a la planta televisora, pues el oficial comandante de la tropa insistió en que no podían pasar, por lo que el grupo decidió, minutos después, abandonar el lugar.

En declaraciones a la prensa, Bretón se quejó de que en el programa de televisión que conduce Rosario por Teleunión, calificó a los miembros del FALPO de  “terroristas”, por los enfrentamientos a tiros que tuvieron residentes en Licey con fuerzas combinadas del Ejército y la Policía Nacional.

En esa oportunidad, como en otras anteriores, en ese poblado se realizaba una protesta en demanda de mejores condiciones de vida y en contra de la aprobación de la reforma fiscal.

Explicó que mientras difundía las imágenes, Rosario habría pedido a los policías y militares que dispararan a matar a los miembros del FALPO y que, incluso, habría dicho que por cada uniformado que muriera en Licey, asesinaran cinco protestantes,  por ser unos terroristas.

Tanto Bretón como Francisco negaron las imputaciones atribuidas a Rosario y alegaron que su presencia en la planta de televisión tenía la intención de aclarar las cosas en el programa, pero que la Policía no lo permitió.

Responsabilizaron al periodista Rosario de lo que pueda sucederles a ellos o cualquier otro dirigente del FALPO en la zona, así como a los familiares más cercanos “porque es muy posible que el gobierno lo complazca y comience a matarnos sin ningún tipo de contemplación”.