Pone su mira en Cooperstown;
dice espera más premios JMV

http://hoy.com.do/image/article/328/460x390/0/FFF30B1D-8031-4E07-A042-D3765A64004F.jpeg

POR JOSE CACERES
Albert Pujols es el pelotero que mejores números ha acumulado en los últimos seis años en las grandes ligas, ha logrado hazañas que formaban parte de sus sueños. Empero, ahora acaba de agregar una que le costará tiempo materializarla: es llegar al Salón de la Fama de Cooperstown.

“Espero seguir abriendo el camino para ver si puedo llegar al Salón de la Fama de Cooperstown”, comentó ayer en una conferencia de prensa en el despacho del Secretario de Deportes, Felipe Payano.

Dijo que ya tiene un anillo de Serie Mundial, pero no se detendrá ahí hasta acumular varios.

Sostuvo que el año pasado atrapó el premio de “Jugador Más Valioso” y fue muy importante, pero un anillo de Serie Mundial tiene más peso y significa más para él.

Agradece a Payano

Albert Pujols tuvo palabras de elogios para el Secretario de Deportes, Felipe Payano, que le brindó la oportunidad de conversar con la prensa deportiva del país para tocar diversos temas.

“Payano es amigo de mi familia y tengo una gran valoración por su persona y por el trabajo que viene haciendo al frente de SEDEFIR, donde favorece a todos los deportistas del país”, adujo.

Albert Pujols aprovechó el acto para regalarle algunos souvenirs a Felipe Payano tales como gorras, camisetas, bolas firmadas y varios posters con fotografías de figuras legendarias de los Cardenales.

Compartió con David

El primera base de San Luis fue saludado por el bateador criollo, David Ortíz, quien pasó por la SEDEFIR a darle un abrazo y renovar votos de amistad.

“Es un gusto juntarnos de nuevo y Albert Pujols sabe que cuando se mete en un slump lo llamo para animarlo. “Le digo por teléfono, “no te preocupes que tu eres Albert Pujols y saldrá a camino”.

Nada de publicidad

El inicialista de los Cardenales de San Luis apuntó que no le gusta publicitar las ayuda que ofrece a los más necesitados.

“Miren, a muchas ligas de béisbol del país le envió bates, guantes, guantillas, uniformes, pero les pido que no le den publicidad, ya que eso es obra de Dios, el Todopoderoso.

Pujols estuvo acompañado de su esposa Deidree Pujols, quien junto a el encabeza una Fundación que ayuda a niños con problemas de Síndrome de Down.

Sostuvo que quien sabe cuantos peloteros de grandes ligas saldrán de esas pequeñas ligas que hoy le tiende la mano.