Ponen a circular obra “El Barrio Chino de Santo Domingo”

30_09_2016 HOY_VIERNES_300916_ El País6 A

En un emotivo acto y con la asistencia de diversas personalidades, especialmente de la diáspora china en el país, la economista Rosa Ng Báez puso a circular la obra “El Barrio Chino de Santo Domingo”, en la que hace un recuento del origen y construcción de la comunidad china ubicada en la avenida Duarte.

La actividad, auspiciada por la Fundación Flor Para Todos, presidida por la autora, fue realizada en el Museo de las Casas Reales, en la Ciudad Colonial de Santo Domingo.
El libro consta de dos partes. En la primera, que contiene nueve capítulos, la autora expone cómo surge el barrio, la ejecución del proyecto, los acuerdos y convenios, así como las dificultades encontradas en el camino para la consecución de ese objetivo.

En la segunda parte, narra las potencialidades y oportunidades que presenta la comunidad china para el desarrollo del país y para el establecimiento de sólidas relaciones de mutuo respeto y colaboración.

La presentación del libro estuvo a cargo del historiador José Chez Checo, quien dijo que la obra tiene un valor inconmensurable que dejará plasmado para la posteridad los hechos que hicieron posibles la existencia del Barrio Chino.

“Esta obra es un ejemplo de que cuando las instituciones aunan esfuerzos y se ponen de acuerdo pueden alcanzar grandes logros, algunos de ellos imperecederos como el que nos ocupa”, expresó.

De su lado, Rosa Ng Báez dijo que la razón de escribir el libro fue hacer algo trascendente, que lograra que la comunidad china no perdiera su esencia.

Ng Báez, quien además de escribir el texto, fue la ideóloga de iniciar en el país la construcción del tercer Barrio Chino de toda el área del Caribe y el octavo en el mundo, dijo que el libro pone de manifiesto la laboriosidad de los chinos y su impacto en la economía local.

Luego de dar las gracias, Ng Báez llamó a las asociaciones chinas a unirse y que por encima de las diferencias grupales, mantengan el interés de fortalecer y cuidar el Barrio Chino, el que consideró representa la esencia cultural de la diáspora china residente en la República Dominicana.