Porto Alegre, ciudad que vive a tope el fútbol para Mundial

El estadio de Corinthians ha sido escenario de algunos partidos para ver las condiciones para el Mundial de Fútbol Brasil 2014, en junio

PORTO ALEGRE, Brasil. AP. Porto Alegre es una de las ciudades brasileñas con mayor tradición futbolera, así que brinda el marco perfecto para la Copa del Mundo Brasil 2014.

La ciudad está dividida casi de manera equitativa entre los aficionados de Internacional y Gremio, clásicos rivales que mantienen una de las rivalidades más intensas del país.

Los partidos del Mundial se disputarán en la recientemente renovada cancha de Internacional, el Estadio Beira-Rio, y se espera que los equipos entrenen en el recientemente construido estadio de Gremio, que bien pudo haber sido utilizado para escenificar partidos del torneo. La ciudad de casi 1,4 millones de habitantes, en la que se radicaron una importante masa de inmigrantes alemanes, albergará cuatro duelos de la fase de grupos: Francia-Honduras el 15 de junio; Australia-Holanda el 18 de junio; Corea del Sur-Argelia el 22 de junio; y Nigeria- Argentina el 25 de junio. El Beira-Rio también será sede de un partido de la ronda de octavos de final que incluirá al ganador del Grupo G, posiblemente Alemania.

Porto Alegre es la sede más al sur de las 12 que montarán partidos mundialistas. Y es así que su clima frío a mediados de año sea factor en algunos de los encuentros a disputarse en el Beira-Rio, con capacidad para 50.000 espectadores.

El estadio fue foco de polémica, luego que el comité organizador local señaló que existía el riego de que la sede no fuera utilizada durante el Mundial debido a la disputa sobre quién pagaría por las instalaciones temporales que requiere la FIFA. El órgano rector del fútbol mundial tuvo que presionar a las autoridades de la ciudad, que eventualmente alcanzaron un acuerdo para garantizar que la estructuras estuvieran a tiempo para el certamen.

Chile trabaja con plantel. La selección de Chile tiene ya a los 27 jugadores convocados por Jorge Sampaoli para buscar un sitio en la lista final de 23 que disputarán el Mundial de Brasil, tras la llegada este martes de los tres últimos futbolistas, entre los que se encuentra Matías Fernández, que arribó lesionado.

Francisco Silva, del Osasuna español; Marcelo Díaz, del Basilea suizo, y Matías Fernández, del Fiorentina italiano, llegaron a Santiago y del aeropuerto se dirigieron directamente al complejo deportivo Juan Pinto Durán, donde permanece concentrada la Roja.

La presencia de Fernández en Brasil parece improbable después de que se supiera que el volante arrastra desde hace tiempo una rotura parcial de los ligamentos del tobillo derecho.

El futbolista se someterá a pruebas médicas en la capital chilena para determinar el alcance de la lesión y si puede sumarse a los entrenamientos para ganarse un sitio en la nómina final. Según el diario La Tercera, el volante chileno se sometió a infiltraciones en el tobillo dañado los últimos partidos con el Fiorentina, club que ahora pretende que pase por el quirófano, aunque Fernández quiere evitar ese desenlace porque lo dejaría sin opciones de jugar su segundo Mundial.

Este nuevo contratiempo se suma a los problemas que Sampaoli tiene en el centro del campo con las lesiones de Arturo Vidal, que estos días trabaja intensamente para recuperarse a tiempo, y de Pedro Pablo Hernández, con molestias en el muslo.

Marcelo Díaz, una pieza clave en el centro del campo para Sampaoli, llamó hoy al optimismo e invitó a creer que los lesionados se recuperarán, pero subrayó que si alguno no lo consigue, otro compañero lo reemplazará con garantías.

“Pensemos que no se perderán el Mundial. Vidal es uno de los mejores del mundo y lo necesitamos, también a Matías. Si no es así, otros compañeros deberán hacer lo mejor posible porque esta selección se basa en ser un equipo y no en nombres propios”, dijo Díaz en el aeropuerto a su llegada al país.

Los futbolistas chilenos realizarán este martes una sesión doble de entrenamientos para seguir preparando el amistoso que disputarán el 30 de junio en Santiago frente a Egipto.

Hasta el 2 de junio el seleccionador debe entregar la nómina final de 23 jugadores y el día 4 jugará con Irlanda del Norte en la víspera del viaje a Brasil, donde se concentrará en Belo Horizonte. En la Copa del Mundo, la Roja fue emparejada en el grupo B y debutará el 13 de junio frente a Australia en la ciudad de Cuiabá; el día 18 jugará contra España en el estadio Maracaná de Río de Janeiro y el 23 se enfrentará con Holanda en Sao Paulo.

 

Alemania en concentración. La selección de Alemania iniciará hoy su concentración para preparar el Mundial de Brasil, en el Sur del Tirol (Italia) pendiente de las diferentes lesiones que sufren algunos de sus jugadores clave. El seleccionador Joachim Löw se concentrará con los 27 jugadores que forman parte de la preselección hasta el 1 de junio, es decir, hasta la víspera del anuncio de la lista definitiva de 23 jugadores que disputará el Mundial de Brasil, del 12 de junio al 13 de julio. El técnico seguirá de cerca la recuperación de tres jugadores del Bayern que llegarán lesionados a la concentración: el capitán Philipp Lahm (golpe en un tobillo), el centrocampista Bastian Schweinsteiger (inflamación de un ligamento en una rodilla) y del portero Manuel Neuer (hombro).

Löw también estará pendiente del centrocampista del Real Madrid Sami Khedira y del delantero de la Lazio de Roma.