Premios Soberano SUS ALTAS Y SUS BAJAS

4C_¡Alegría!_21_1,p01~(1)

Un despliegue de tecnología exhibió la noche del martes la entrega de Premios Soberano en el Teatro Nacional de Santo Domingo para celebrar los 35 años de los galardones que organizan la Asociación de Cronistas de Arte (Acroarte) y Cervecería Nacional Dominicana (CND).
El anuncio del Gran Soberano para Anthony Santos hubiese tenido mayor algarabía, pero ya muchas personas habían abandonado la sala, pues se entregó casi la una de la madrugada.
Es el segundo Gran Soberano que reconoce a la bachata. En 2010 recibieron el máximo galardón de la premiación creada en 1985 los integrantes del desaparecido grupo Aventura.
Después de la gala del año pasado en la que el productor Alberto Zayas y el guionista Juan Manuel Tejeda salieron por la puerta grande y se anunciaba el regreso de la comunicadora Milagros Germán a la conducción de los premios, 15 años después, eran muchas las expectativas positivas que giraban en relación a esta segunda entrega que encabezó Zayas.
Sin embargo, la premiación no llenó por completo las expectativas, pues el guión -que es el eje central de la premiación- este año no obtuvo la mejor la valoración. Lo extensa que fue la ceremonia y los fallos de producción hicieron que el este año no mantuviera el nivel de calidad de la entrega pasada.
A pesar de que repitió el mismo equipo (Zayas y Juan Manuel) no se obtuvieron los mismos resultados.
En cuanto al trabajo de Milagros Germán, su veteranía es indiscutible. Gracias a ella el premio pudo salir más orgánico. Aunque algunas intervenciones fueron muy largas, siendo uno de los factores que hicieron que la gala se extendiera hasta casi la 1:00 de la madrugada y provocara que muchos invitados se ausentaran para ir al “after party” realizado en el hotel Crowne Plaza de la avenida George Washington.
Del trabajo de Milagros Germán, la mejor parte fue el “opening”. Los monólogos que le escribieron para los demás segmentos exigieron que ella “sacara de abajo” para lograr que conectaran con el público.
Hay que resaltar el excelente trabajo escenográfico que realizó por Omar Martí, así como las luces y la coreografía.
El tema de solidarización con el pueblo venezolano también fue muy recurrente, tanto La Beba Rojas y Leonardo Villalobos como Elianta Quintero se refirieron al tema, cuando el uno de ellos ya podía resumir el propósito de brindar un mensaje de solidaridad a este pueblo. En cuanto a la transmisión en televisión, muchos criticaron algunos fallos en los tiros de cámara.
Situación con Danny Rivera. El bache más grande de la noche fue cuando se anunció el Soberano Solidario al cantautor puertorriqueño Danny Rivera, quien por razones desconocidas no subió a buscar el premio, aunque minutos más tarde se le vio en la sala y posteriormente cantó en el homenaje al fenecido artista Anthony Ríos, momento que se aprovechó para entregarle la estatuilla.
Consultamos a alguien del equipo de producción para conocer que pasó, peoro no obtuvimos respuesta.
Los más aplaudidos. Cuando haces un buen trabajo, no hay mejor jurado que el público para premiarte con fuertes aplausos.
Esto ocurrió cuando anunciaron como ganadores a Caroline Aquino, El Alfa, Jhoel López por su programa “Me gusta de noche”, La Insuperable, Manny Cruz, Yokasta Díaz y al merenguero Ala Jaza.
Algunas consideraciones. Mucho ritmo, colorido y energía en el “opening” con La insuperable y El Alfa, no tanto así en otros segmentos, hasta que llegó el cierre con el puertorriqueño Bad Bunny. A pesar de que ya había muchos asientos vacíos, él le puso alegría al final tras la entrega de el Gran Soberano.
La actuación de la puertorriqueña Kanny García fue muy extensa. Con una sola canción era suficiente, mientras que la celebración de los 40 años en la música del cantante puertorriqueño Gilberto Santa Rosa transcurrió sin mucha relevancia.
Segmentos musicales mejor valorados. “Las favoritas” (Ala Jaza, Manny Cruz y Yiyo Sarante), “Bachata a la dominicana” (Luis Segura, Joe Veras, Alexandra, Vakeró y Héctor Acosta) y “Merengue” (Alex Bueno).
También hay que destacar la encantadora voz de Lilly Goodman con el tema “Al final” en el segmento “In memoriam”, para recordar a los fallecidos.