Presidente EU no tiene quien le
escuche, a meses dejar poder

http://hoy.com.do/image/article/137/460x390/0/87DF75BC-D8E8-4DED-8E18-7BCE7D672EFD.jpeg

Washington. EFE.  El presidente de EEUU, George W. Bush, intenta dejar un legado más allá de la guerra en Irak, pero a nueve meses de abandonar el poder halla no sólo cada vez más desinterés entre su audiencia, sino a veces… ni hay audiencia.

La Casa Blanca encuentra que, en el terreno informativo, debe competir con el “tirón” de una campaña electoral demócrata muy reñida, en la que la lucha entre Hillary Clinton y Barack Obama se lleva de calle el interés del público. Y se come los presupuestos para coberturas informativas de los medios.

En su reciente viaje a Europa, cargado de contenido informativo -se reunía por última vez con el presidente ruso Vladímir Putin y discutía sobre la ampliación y las tropas para Afganistán en la OTAN-, apenas unas decenas de periodistas acompañaban al presidente, bien lejos de los cerca de 200 habituales hace tan sólo un año. Los viajes en territorio nacional tienen aún menos quórum, y de la larga lista de periódicos que volaba con el presidente ya sólo quedan tres -“The Washington Post”, “The New York Times” y “Los Angeles Times”- que figuran en todas las salidas fuera de Washington.

Otrora, la rueda de prensa del pasado miércoles en la Casa Blanca hubiera registrado un lleno ante la bandera. Participaban no menos de cuatro secretarios del Gobierno, encabezados por la secretaria de Estado, Condoleezza Rice, y el secretario del Tesoro, Henry Paulson, para hablar sobre el Tratado de Libre Comercio (TLC) con Colombia.

En cambio, el panorama era desolador- había un grupo escaso de periodistas tomando notas, en clara minoría frente al tropel de secretarios y sus asistentes al otro lado del atril.

El jueves, cuando Bush anunció una parada en los recortes de tropas en Irak, la Casa Blanca se resignó a no pedir a las cadenas de televisión que retransmitieran el discurso en directo.