Presupuesto 2022 sin Reforma Fiscal

Presupuesto 2022 sin Reforma Fiscal

Ramon Núñez Ramírez

A estas alturas, sin el Gobierno haber presentado ante el Consejo Económico y Social un proyecto de Reforma Fiscal, resulta imposible que el Presupuesto del Estado para 2022 tenga incorporados dichos cambios, lo cual implica que para el año próximo se repite una ejecución con un déficit, mayor endeudamiento y recortes en ministerios y entes constitucionales.

El proyecto de Presupuesto 2022 para el Gobierno central contempla ingresos tributarios por RD$774,311.8 millones, equivalente al 13.3% del PIB, los ingresos corrientes por RD$823,322.6 millones, equivalente al 14.1% del PIB, mientras sumando los Ingresos de Capital y Donaciones se llega a Ingresos Totales por RD$871,485.9 millones, 8.5% mayores al presupuesto de 2021 y equivalentes al 14.9% del PIB.

La Clasificación Económica contempla un Gasto Corriente de RD$905,574.4 millones, 15.5% del PIB, el Gasto de Capital en RD$140,706 millones, mayor en 7.1% al de 2021 y equivalente al 2.4% del PIB, para un Gasto Total de RD$1, 046,280.4 millones, 17.9% mayor al 2021.

Cabe destacar que el pago de intereses de la deuda ascenderá a RD$193,105.8 millones, equivalente al 23.4% de los Ingresos Corrientes y al 3.3% del PIB; además es mayor al presupuesto de todos los ministerios (excluyendo los seis mayores), el Poder Legislativo, la Procuraduría General, Poder Judicial y demás entes constitucionales.

La brecha entre los ingresos y el gasto representa el déficit fiscal que alcanza la suma de RD$174,794.8 millones, equivalente al 3.0% del PIB; lo cual implica un endeudamiento neto de ese monto para el próximo año y cuya meta será muy difícil de cumplir en vista de que los precios del petróleo, carbón mineral y gas natural han aumentado muy por encima del estimado para la formulación del presupuesto.

Con Ingresos Totales por 14.9% del PIB y todavía cuando está pendiente completar la agenda emprendida de la calidad del gasto, se trata de una ejecución con poco impacto en el desarrollo, con Gastos de Capital equivalentes apenas al 2.4% del PIB, incluso en el caso de ser ejecutados, porque al 16 de septiembre de 2021 apenas han gastado el 32% de lo aprobado

La Reforma Fiscal, aunque el momento no sea el más propicio es inevitable, la administración anterior con un panorama externo e interno favorable debió asumirla, pero estaban en reelección; ahora la opción es o seguir endeudándonos y caminar hacia la insostenibilidad fiscal o asumir la responsabilidad de una reforma para garantizar mayores recursos dirigidos a un gasto calificado y desmontar gradualmente los niveles de deuda.

Obviamente no puede ser el proyecto de reforma filtrada, no puede ser una que cargue más a los que pagan, especialmente la clase media, debe ser una reforma para ampliar la base y que paguen los que más pueden.

El pago de intereses de la deuda equivale al 3.3% del PIB

La brecha entre ingresos y gasto representa déficit fiscal de 3.0% PIB

La Reforma Fiscal debe ser una reforma para ampliar la base

Publicaciones Relacionadas

Más leídas