Preval promete orden urbanístico

PUERTO PRINCIPE. AFP. El presidente haitiano, René Preval, prometió ayer “poner orden” en materia urbanística en Haití, tras el derrumbe de dos escuelas los últimos días, una de las cuales dejó 91 muertos, según el último balance oficial.

“Asumiremos nuestras responsabilidades para poner orden en las anárquicas construcciones erigidas por todas partes en el país”, declaró Preval delante de unas 200 personas reunidas durante una ceremonia de homenaje los socorristas en el Palacio Nacional.

Una escuela se derrumbó el 7 de noviembre en Pétion-ville, un suburbio pobre de la capital haitiana, provocando 91 muertos y 162 heridos, según el último balance de Protección Civil.

El miércoles, es decir cinco días después, se derrumbó parcialmente otra escuela en el centro de Puerto Príncipe.

El incidente provocó nueve heridos y multiplicó el pánico por el caos urbanístico en Haití.

El primer edificio derrumbado, “La promesse”, habría sido construido por su propietario, un pastor evangélico, sin recurrir a arquitectos ni a especialistas en construcción.

Suspenden actos fúnebres  Las autoridades de Petion Ville (periferia este de Puerto Príncipe) suspendieron los actos fúnebres programados para ayer por la muerte de 89 personas tras el derrumbamiento del colegio “La Promesa Evangélica”, ante la decisión de los familiares de sepultar a las víctimas en la intimidad.

Según informaciones publicadas en la prensa local los actos, que iban a celebrarse en las instalaciones de un centro deportivo, fueron anulados luego de que los familiares de los fallecidos decidieran sepultar a sus seres queridos en la intimidad y en diferentes lugares de la capital y del interior del país.