+ que estilo. Primer salón natural en la República Dominicana

natural

Los salones dominicanos tienen una fama internacional de ser el lugar para ir cuando se necesita la eficiencia de un buen alaciado, pero en un país donde la mayoría de la población tiene una gran mezcla de texturas en el cabello, hasta ahora no existía un lugar donde las mujeres y hombres pudieran cuidar de su pelo simplemente para mantenerlo rizado, sin químicos y sin alaciantes.

El pasado 16 de mayo esto cambió, al abrir sus puertas Go Natural Caribe que orgullosamente es el primer salón para cabello natural en República Dominicana.

La filosofía de Go Natural Caribe se basa en utilizar productos naturales para mantener las necesidades básicas de hidratación, nutrición y estilizado de sus clientes. Con una línea de productos de fabricación propia y otras importadas como Kinky Curly, Shea Moisture y Denman Brushes, tienen la misión de ofrecer una nueva opción en el mercado local: cuidar el cabello natural sin necesidad de agredirlo química o físicamente, aplicando un sistema que maneja el uso de ingredientes naturales de calidad superior.Los servicios van desde cortes personalizados, desintoxicación capilar, aplicación de colores naturales (como la henna y el índigo) aparte de tener en venta productos y accesorios.

En su página www.gonaturalcaribe.com, tienen información general sobre el salón, sus servicios y productos y también artículos y tutoriales para aprender a hacer peinados de una manera simple o sobre cómo preparar tratamientos naturales en casa. Su propietaria, la diseñadora de modas y estilista natural Patricia Grassals, lo define como “Un espacio para reencontrarnos con nuestra belleza natural y acercarnos a la cosmética de una manera saludable y sin daños permanentes a nuestra salud.”

Este salón naturista no solamente se especializa en cuidar el cabello afro o rizado, pues sus tratamientos pueden favorecer completamente al cabello lacio o tratado químicamente. Go Natural Caribe está ubicado en la avenida Bolívar 207 esquina Juan Isidro Jiménez.