Qué se dice

Amenaza inútil.- La amenaza fue abierta, clara y directa, pero también inútil, pues hace tiempo que la lucha de los maestros por sus postergadas reivindicaciones  (empezando por un salario digno) desbordaron la capacidad de   maniobra y manipulación  de nuestros políticos, en este caso de los que pertenecen al oficialista Partido de la Liberación Dominicana (PLD) y que a su vez forman parte de la dirigencia de la Asociación Dominicana  de Profesores (ADP).

¿Se va a meter  Eduardo Hidalgo el rabito entre las piernas después de  la advertencia de Reinaldo Pared Pérez, presidente del Senado y secretario general peledeísta, de que el Comité Político evaluará  su conducta al frente  del gremio magisterial y la manera en que ha conducido su lucha salarial? ¿A quién cree que va a confundir Reinaldo   con su afirmación  de que la  dirigencia de la ADP es utilizada por sectores políticos para boicotear cualquier  posibilidad de acuerdo con el Ministero de Educación debido a que el PLD no tiene mayoría en su Comité Ejecutivo Nacional? Y es que Pared Pérez olvida o simula haber olvidado  que fue de  un masivo plebiscito, no producto de una decisión de un   organismo de dirección  infiltrado y contaminado por los partidos, de donde emanó la  decisión de los maestros de rechazar la propuesta de aumento de un 20% del Ministerio de Educación y mantener su exigencia de un 100%.

Los maestros, hay que remarcarlo porque hay gente que no lo cree, están hartos de ganar un salario de miseria que no les alcanza ni para cubrir sus necesidades mas elementales (de los 62,826  conque cuenta el sistema el 28%, según Hidalgo, vive  por debajo de la línea de la pobreza), como hartos están también de ver cómo los  políticos que dicen luchar en su nombre se llenan los bolsillos mientras la lucha por sus justas reivindicaciones ha sido  permanentemente postergada. ¿Por qué será tan difícil  para ciertos sectores entender que los maestros simplemente han dicho basta ya?