QUÉ SE DICE

http://hoy.com.do/image/article/335/460x390/0/D2048BCD-0B14-4BCE-93E4-BE912432E1AB.jpeg

La ley del embudo. El veterano sindicalista Eugenio Pérez Cepeda, presidente del Consejo Nacional de Unidad Sindical (CNUS), no ha querido andarse con paños tibios ni medias tintas a la hora de dar su opinión sobre el proyecto de ley que cursa en el Congreso Nacional, en el que se propone una amnistía a los empresarios con deudas con la seguridad social bajo el alegato  de que las dificultades económicas por las que atraviesa una gran cantidad de  empresas en el país a causa de la crisis económica mundial les ha impedido honrar ese compromiso.

Para Eugenio Pérez Cepeda se trata, simplemente, de un “vulgar robo”, pues luego de que esos empresarios descontaron a sus trabajadores un porcentaje de sus salarios por concepto de pensiones, jubilaciones y accidentes de trabajo, recursos que  no entregaron, como acuerda la ley,  a la Tesorería de la Seguridad Social, ahora pretenden beneficiarse de una amnistía nada mas y nada menos que por once mil millones de pesos, a los que habría que sumar –señala– los cinco mil millones de pesos que se les perdonó el año pasado por los mismos motivos.

Si lo que denuncia Eugenio Pérez Cepeda, quien promete hacer lo que haya que hacer para impedir que los empresarios se queden con el dinero de los trabajadores, se corresponde con la verdad, algo que nuestros legisladores pueden determinar fácilmente siempre y cuando  hagan las diligencias necesarias, está claro entonces que lo que tienen que  hacer  los llamados “representantes del pueblo” es rechazar ese proyecto de ley, pues en lugar de concesiones graciosas y claramente discriminatorias lo que el gobierno debería hacer es investigar en qué se invirtieron esos recursos. Sería una excelente oportunidad para empezar a dejar de lado la   ley del embudo que hasta ahora ha normado las relaciones entre empresarios y trabajadores.