Ratificación CAFTA-RD es prioridad para EU

http://hoy.com.do/image/article/52/460x390/0/65AC5445-35BD-4424-AE58-A7E391E413BE.jpeg

WASHINGTON (EFE).- La ratificación del TLC con Centroamérica y la República Dominicana protagonizó la toma de posesión del nuevo director de Comercio Exterior de EEUU, Robert Portman, con un nuevo llamamiento al Congreso por parte del presidente estadounidense, George W. Bush.

“Nuestra primera prioridad comercial es aprobar el tratado de libre comercio”, afirmó Bush en acto en la Casa Blanca y en el cual insistió en las ventajas que, según su Gobierno, ofrecerá a empresas y trabajadores de EEUU la puesta en marcha del acuerdo.

La conclusión con éxito de la Ronda de Doha de liberalización comercial y el cumplimiento de China de sus compromisos comerciales fueron las otras dos prioridades marcadas por Bush para Portman, quien hasta su nombramiento era congresista republicano por Ohio.

Bush recordó su reunión de la semana pasada con los presidentes de los otros países firmantes del tratado, en la que todos coincidieron en que ese pacto comercial es “una oportunidad histórica”.

El presidente recalcó que la ratificación del tratado de libre comercio con Centroamérica y la República Dominicana, conocido en inglés como CAFTA-DR, “es una prioridad importante de esta administración, y debería ser una prioridad importante de este Congreso”.

Bush indicó que el tratado ayudará a economía estadounidense y a la vez hará a la región “más competitiva frente a Asia”, mientras que “fortalecerá la democracia en nuestro patio trasero”.

Insistió en que el tratado ayudará a la transformación de esa región, al asegurar que “traerá la estabilidad y seguridad que sólo vienen con la libertad”.

Por su parte, Portman insistió en que “ésta es una situación en la que el Congreso debería actuar rápidamente”, ya que el acuerdo es ventajoso para ambas partes.

La ratificación del CAFTA-DR en el Congreso de EEUU afronta serios obstáculos debido a la postura contraria de gran parte de la oposición del Partido Demócrata y de algunos legisladores del propio Partido Republicano de Bush.

Precisamente, el nombramiento de Portman para este cargo fue interpretado como un gesto de la Casa Blanca para que este ex congresista tuviera más posibilidades de convencer a sus antiguos colegas en el Capitolio.

“Si rechazamos este acuerdo, estamos quitando oportunidades a nuestros trabajadores y estamos dando la espalda a unos buenos vecinos, que necesitan nuestra ayuda”, afirmó Portman.

En un intento de ganarse a los indecisos y opuestos, Bush dijo que el tratado permitirá el aumento de las exportaciones de EEUU, al recalcar que el 80 por ciento de las importaciones estadounidenses procedentes de América Central y la República Dominicana ya entran a este país libremente.

“Nuestro mercado ya está abierto a los bienes de los países CAFTA. CAFTA abrirá los mercado de la región, con 44 millones de consumidores, a nuestros bienes, servicios y cosechas”, añadió el presidente.

Además, recalcó que el capítulo textil del acuerdo, que aumenta las cuotas para la importación por EEUU de prendas confeccionadas con piezas fabricadas en este país, “pondrá a las naciones del CAFTA y a EEUU en una posición mejor para competir con los productores de bajo costo en Asia”.

Sobre China, Bush insistió en que Portman debe lograr que las autoridades de ese país frenen el robo de propiedad intelectual de las empresas estadounidense y levanten sus barreras que impiden el el acceso de más productos y servicios de este país.

“Nuestra tercera prioridad es asegurarnos que quienes firman acuerdos comerciales cumplan sus compromisos”, afirmó el presidente sobre China, país con el que Estados Unidos tiene un gran déficit comercial.

El CAFTA ha sido ratificado por los Parlamentos de El Salvador, Guatemala y Honduras.