RD busca aprovechar potencial climático de bosques manglares

24_01_2016 HOY_DOMINGO_240116_ El País6 A

La República Dominicana busca aprovechar el potencial climático de los manglares, especies que pueden capturar y almacenar más carbono que el bosque verde o de lluvia.

Además el manglar funciona como barrera de protección ante tormentas, evita la erosión costera y es un hábitat importante de diversas especies.

Es por esto que el país busca apoyo para el diseño de una Acción Nacional Apropiada de Mitigación (Nama, por sus siglas en inglés), un instrumento para que pueda acceder a los créditos de carbono o transferencia científica o técnica.

El mangle es un árbol que se desarrolla entre los ríos y mares. El país cuenta con cuatro tipos: el rojo, prieto, blanco y botón. Sin embargo, gran parte de estos se han perdido por el desarrollo urbano y turístico.

El proceso de captura de gases por el mangle se denomina “Carbono azul” para diferenciar el absorbido por los bosques de tierra firme.

Para el proyecto el país ya tiene apoyo técnico de la ONG Counterpart International mientras que Climate Technology Centre and Network (CTCN), organismo de la Naciones Unidas, también ha manifestado interés en apoyarla.

Punto de partida. Paul Guggenheim, representante de Counterpart, explicó que se espera tener el diseño de la Nama este año, lo que podría costar 300,000 dólares.
Detalló que los estudios se ejecutarían en cinco o seis puntos del país, entre ellos Los Haitises y Montecristi.

Indicó que existe un estudio realizado en Estero Hondo, Montecristi, por el investigador Boone Kauffman y biólogos del Centro de Investigación de Biología Marina, de la Universidad Autónoma de Santo Domingo (UASD) que determinó altos niveles de carbono en los manglares aún en terrenos donde ya habían sido deforestados.

Afirmó que ese fue el punto de partida para un proyecto más grande, que busca revertir la pérdida de cerca del 50% de los manglares del país, por lo cual se determinará donde estaban antes y si es posible su recolocación para ampliar la cobertura. Además buscarán lugares nuevos para introducirlos. “Sería un proyecto

para adaptación y mitigación porque los manglares sirven como esponja de agua cuando hay fuertes lluvias, tormentas o huracanes, como filtros de agua y hábitat de biodiversidad y muchos beneficios para comunidades costeras”, dijo.

En tanto Moisés Álvarez, técnico del Consejo Nacional para Cambio Climático, destacó los grandes beneficios que representa el proyecto ante los efectos evidentes del cambio climático, sobre todo en un país insular como este.