RD deja muy atrás a Haití

POR GERMAN MARTE
La estabilidad política en República Dominicana en los últimos 40 años frente a la inestabilidad en Haití ha sido el factor fundamental de la gran diferencia en el nivel de  desarrollo alcanzado por ambas naciones, destaca un estudio realizado por las consultoras Laura Jaramillo y Cemile Sancak y publicado por el Fondo Monetario Internacional (FMI).

El estudio titulado “Por qué las gramas son más verdes de este lado de La Española?” expone que en 1960 dominicanos y haitianos tenían el mismo ingreso per cápita, menos de US$800; sin embargo, ya para el 2005, el Producto Interno Bruto de República Dominicana se había triplicado (USR$2,500), mientras que el de Haití se había reducido a la mitad (US$430).

En los hechos, República Dominicana y Haití han sido los dos extremos en Latinoamérica y el Caribe en términos de crecimiento en los últimos 45 años. En ese período República Dominicana alcanzó una tasa por encima del 5%, uno de los porcentajes de crecimiento más altos, en tanto que Haití uno de los niveles más bajos de la región, con cerca de 1%.

Al hacer la publicación del estudio comparativo entre el crecimiento económico de República Dominicana y Haití, el FMI aclara que el mismo no recoge el punto de vista de ese organismo, sino la posición de sus autores. Sin embargo, dice, lo da a conocer para el debate.

Citando a varios autores, Jaramillo y Sancak afirman que la diferencia en el crecimiento de ambos naciones se debió, entre otros factores, a las políticas medioambientales, a la alta densidad poblacional y las pocas lluvias. Dicen que estos han sido los principales motivos de la rápida deforestación y la pérdida de fertilidad del suelo en el lado oeste de La Hispaniola, con las consecuencias adversas para la producción agrícola y también para el crecimiento.

Asimismo, otros autores citados por el estudio aducen que Haití es el país más pobre del hemisferio occidental debido a que el aumento de la mano de obra rural ha conducido a una agricultura de subsistencia en perjuicio de cosechas de exportación.

Otros estudios han encontrado que el crecimiento económico de República Dominicana ha sido favorecido por estabilidad política y macroeconómica.